La compañía energética presentaba ayer a cierre de sesión sus resultados empresariales del ejercicio 2010 y hoy cotiza dichas cuentas colocándose a la cabeza de las subidas del Mercado Continuo.

Solaria cerró 2010 con un beneficio neto de 6,5 millones de euros, lo que representa un incremento del 166% con respecto a los 2,4 millones de euros del ejercicio anterior. Además, las previsiones de facturación de 300 millones de euros para este año gustan al inversor, pues el valor hoy avanza un 8,39% hasta los 1.74 euros, encabezando las subidas en el Mercado Continuo.

Josep Prats, director de gestión de Patrimonios y RV de Ahorro Corporación, dice que Solaria “se enfrenta a dos problemas: el cambio de regulación que le ha restado atractivo, y la competencia creciente, sobre todo en países emergentes, de productores de bajo coste” y, es que, “es difícil competir en estos mercados, aunque en los desarrollados podría tener más éxitos, por ejemplo en EE.UU. e incluso Iberoamérica”. En este sentido, “Solaria es una apuesta de inversión arriesgada porque se tienen que cumplir los mejores escenarios de ventas para responder a los precios actuales”.