Las ofertas presentadas el pasado viernes por las cuatro compañías interesadas en adquirir la participación del 21,35% que ostenta el Gobierno portugués en la eléctrica lusa EDP oscilan entre 2.300 y 2.700 millones.

Según informa el diario Jornal de Negocios, el montante de las propuestas recibidas supondría al Estado plusvalías de entre el 22,5% y el 42,9%.

El pasado viernes, la alemana E.ON, la china Three Gorges, y las brasileñas Cemig y Eletrobras presentaron sus ofertas vinculantes por el 21,35% de EDP en manos del Estado luso, que se ha comprometido a una amplia ronda de privatizaciones en el marco de las medidas de ajuste acordadas con el FMI y la UE para recibir ayuda financiera.