Nissan obtuvo un beneficio neto de 1.830 millones de euros en su primer semestre fiscal (abril-septiembre), multiplicando por 23 las ganancias registradas en el mismo período del ejercicio precedente.
Además, Nissan ha revisado al alza sus previsiones para el conjunto del año fiscal 2010-2011.

La cifra de negocio de la multinacional nipona ascendió a 37.950 millones de euros entre los pasados meses de abril y septiembre, con una progresión del 27,7%, mientras que el resultado operativo ascendió a 2.940 millones de euros, con lo que el margen operacional alcanzó el 7,8%.