Segunda jornada de la semana que apunta a subidas en los mercados de renta variable americanos. Los futuros de Wall Street cotizan con subidas del 0.3% en el Dow Jones mientras que el s&P 500 sube un 0.4% en una sesión en la que se celebra el día del veterano y apuntando nuevamente a Italia, donde el gobierno de Berlusconi tiene una votación en el parlamento que debe ganar. En este escenario, el euro rebotando frente al dólar, en las 1.38 unidades.
Los futuros de Wall Street apuntan a beneficios. El Dow Jones escala un 0.3%, en tanto que el S&p500 se revaloriza un 0.4% con el tecnológico apuntando a subidas cercanas al medio punto porcentual. Lo hacen siguiendo la estela que les dejan las plazas europeas que, durante la mañana, se han movido en terreno positivo. En el plano económico, los problemas de siempre con Europa pendiente de Italia que hoy pone a prueba al gobierno de Silvio Berlusconi. De hecho, el parlamento italiano decide hoy el futuro del mandatario. En Estados Unidos todavía resuenan las palabras de Eric Rosengren, presidente de la Fed de Boston quien señaló ayer que la actual tasa de desempleo del 9,0% es “obstinada e inaceptablemente alta” a pesar de las medidas sin precedentes adoptadas por la Reserva Federal para mejorar la tasa de crecimiento de la economía.

En el plano empresarial, Hewlett Packard estaría analizando la venta del software móvil webOS para Palm, una operación que le reportaría cientos de millones de dólares pero menos que los 1.200 millones de dólares por los que pagó la tecnológica el pasado año, según fuentes cercanas a la operación.

En el sector financiero, Morgan Stanley admitió que un grupo de inversores le ha acusado de vender bonos hipotecarios defectuosos contenidos en más de 6.000 operaciones, algo que podría abrir un nuevo ligitigio con la entidad.

Sobre bancarrotas y resultados

Siguen las miradas puestas en Dynegy Holdings, la unidad productora de energía de Dynegy, después de que ayer solicitar acogerse al capítulo 11 de la bancarrota, según los documentos judiciales. Mientras que en el plano de resultados empresariales, los inversores cuentan antes de la apertura con las cifras de QuinStreet que cede más del 11% en prepertura tras unos decepcionantes resultados. La compañía reportó unos ingresos de 101.2 millones de dólares en el tercer trimestre, un 2% por debajo de los obtenidos en el mismo período del año anterior. Por su parte, HollyFrontier publicó un beneficio por acción de 2.48 dólares, desde los 2.32 dólares esperados.