"Dado el fuerte resultado de la plata y la incertidumbre general del entorno, es probable que veamos nuevos máximos, afirma Ole S. Hansen, analista de Materias Primas de Saxo Bank

La plata ya ha repuntado un 12% desde los mínimos de la semana pasada, hasta alcanzar el nivel más alto en 31 años durante el proceso. “Los inversores han vuelto con toda su fuerza tras el último revés, porque están buscando inversiones alternativas entre la constante preocupación sobre la crisis crediticia europea. Por otra parte, al oro le sigue costando mucho entrar en territorio nuevo, con la aparición de vendedores con cada repunte”, según publica Invertia en declaraciones de Hansen.