A lo largo de los últimos meses la acción ha experimentado un incremento de volumen hasta doblarse en términos interanuales.
A la vez, el precio ha conseguido desarrollar una estructura de mínimos crecientes que parte de OCT10 y que ha provocado que las medias móviles de largo plazo, 40 y 200 sesiones, terminen por cruzase al alza.

En este entorno y con el precio aproximándose a niveles clave la zona de apoyo comprendida entre 6,02 / 5,98 y la directriz alcista de medio plazo, se puede conceder una oportunidad al valor. Las divergencias alcistas en el indicador MACD también favorecen que el precio encuentre soporte.

Gamesa gráfico diario