La semana arranca con un hueco de apertura al alza que deja al índice en la mitad del rango comprendido entre el mínimo del año, 2.070, y el máximo de hace dos semanas, 2.355. 

De esta forma asistimos a señales en los indicadores tendenciales con poco recorrido. Sin una dirección clara tras el mensaje poco contundente de Bernanke en Jackson Hole, consideramos que la operativa en rangos puede tener continuidad. Proponemos para continuar con esta operativa utilizar las señales de compra que proporciona el indicador MACD cuando se encuentra por debajo de su banda 0 y las señales de venta que se activan por encima de la banda citada.

En este sentido, el giro del viernes a última hora activó la señal de compra y podemos asistir a una vuelta a la parte superior del rango de las últimas sesiones. Si el precio, se aproxima a la banda inferior del hueco de apertura que se encuentra en 2.187 puede ser un buen lugar para intentar unos largos. El stop en función del riesgo y el marco temporal con el que trabajemos, los soportes más próximos son 2.140, 2.113 y 2.070.

EuroStoxx50 en gráfico 30 minutos