El socio gerente de CheckRisk ha dicho a la CNBC que el precio del crudo y del metal dorado seguirá subiendo hasta alcanzar estas cifras.


Bullman ha dicho hoy que en Oriente Medio y en el norte de África “el genio ha salido de la lámpara y que los disturbios van a continuar por un tiempo”. Además, considera que, a corto plazo, el petróleo, que ahora está en torno a los 105 dólares el barril en Estados Unidos y los 119 el Brent, es probable que aumente hasta los 135 dólares.

“La demanda en Asia es alta, el exceso de West Texas es temporal y Arabia Saudí no puede compensar los problemas en la producción que están teniendo distintos países del norte de África y Oriente Medio tras las revueltas” ha dicho Bullman.

En lo que respecta al oro, seguirá su escalada porque “la monetización de la deuda es un gran problema” ha ñadido el socio gerente de CheckRisk. El metal dorado “alcanzará los 1625 dólares durante este año” pero “va a superar los 2000 a largo plazo” ha predicho.

A estas horas de la tarde el barril de referencia en Estados Unidos alcanza los 108,21 dólares, mientras que la onza de oro llega a los 1.495 dólares.