El número de parados se situó al finalizar julio en 4.587.455 personas, tras bajar en el mes en 27.814 desempleados, lo que supone un descenso del 0,60% respecto al mes anterior.

Aún así, la caída del paro en el mes de julio, beneficiado por la temporada turística, es menos pronunciada que la registrada hace un año, cuando el paro bajó ese mismo mes en 42.059 personas.

El de julio se convierte en el cuarto descenso consecutivo tras el de junio, mes en el que la caída del desempleo fue la más elevada de toda la serie histórica, iniciada en 1996, al bajar en 98.853 personas.

En los últimos doce meses, el paro se ha incrementado, no obstante, en 507.713 personas, con un aumento porcentual de 12,44%.

Durante el mes de julio se han suscrito 7.346 nuevos contratos indefinidos de apoyo a los emprendedores, que representan el 23% del total de nuevos contratos indefinidos a tiempo completo.