Cuatro jornadas le ha durado el rally al Ibex 35, pero finalmente los bajistas han tomado el terreno perdido en favor de las expectativas. La resistencia de los 6.800 puntos ha comenzado a ejercer su presión y valores como BBVA encabezan la zona de pérdidas tras presentar una caída del 35,4% en su beneficio semestral por cuenta de provisiones. Caso contrario es Grifols, que confirma su fuerte tendencia alcista, en medio de investigaciones sobre Mario Draghi, una fuga de capitales que escala hasta los 163.000 millones de euros y en la previa a la reunión del BCE de este jueves.

Los grandes valores viran al rojo en una jornada de respiro en la Plaza de la Lealtad. Detrás se encuentra Alemania nuevamente y su eterno debate sobre la necesidad de hacer del MEDE un pseudofondo de ayuda a la banca con capacidad para prestar y solicitar liquidez a modo de entidad financiera. El Ibex 35 cierra con unas pérdidas moderadas del 0,94 %, hasta los 6.738 puntos. Lo hace arrastrado por los pesos pesados del selectivo, con Repsol a la cabeza, que se deja este martes un 3,7 %, mientras que los inversores han decidido su castigo sobre BBVA en el día que ha hecho públicas sus cuentas correspondientes al primer trimestre del año.

La entidad presidida por Francisco González ha anunciado una caída del beneficio del 35,4%, 1.510 millones de euros, debido a la necesidad de hacer frente a provisiones por valor de 1.434 millones a cierre de junio. Así, BBVA acaba la sesión con una caída del 0,86 %, en los 5,32 euros. Su homólogo, el Banco Santander, cotiza algo más moderado con unas pérdidas del 0,48 %. Los accionistas parecen seguir la recomendación del bróker de Berenberg para el que la entidad de Botín es ‘compra’ a 5,40 euros como precio objetivo.

Las dudas de Alemania a dar carácter ‘bancario’ al fondo de rescate permanente (MEDE) están detrás de las pérdidas también de la banca mediana que, a excepción de Bankia(arriba un 8,42%) se decanta por el lado de las ventas a la espera de un puñetazo sobre la mesa del Banco Central Europeo.

Grifolsrepresenta la otra cara de la realidad. Los inversores celebran con compras el incremento del beneficio en un 591% tras la compra de Talecris. Cierra con unas ganancias del 4,15 % a la cabeza del selectivo. Siguiendo muy de cerca a la compañía se encuentra Sacyr, valor que ha encabezado el rally alcista de las últimas jornadas, con una subida del 3,59 % y que dará a conocer sus resultados semestrales al cierre del mercado.

Inditex, que consiguió durante la sesión superar la cota de los 90 euros/acción, cierra finalmente con unas pérdidas del 3,14 % hasta los 83,8 euros.

Europa

Si el Ibex 35 pone fin a un rally al alza que le ha reportado ganancias del 12% en los últimos 4 días con una horquilla de unos 900 puntos, en Europa prima también el rojo. Paulatinamente todos los selectivos del viejo continente se han dado la vuelta hasta reportar pérdidas del entorno del 0,87 % en el caso de París y el 0,03% Frankfurt, mientras que el MIB italiano, como siempre en línea con España, cierra con unas pérdidas del 1,25 %. De poco han servido las declaraciones de su primer ministro, Mario Monti, en las que aseguraba que los dos estados periféricos ya comienzan a “ver la luz al final del túnel”.

Es evidente que recuperar la confianza cuesta y de ahí que la relajación de la prima de riesgo se produzca de forma lenta. Hoy cierra en los 547 Puntos básicos tras volver al terreno alcista. E idéntica situación para los bonos españoles de deuda que vuelven al rojo. El bono español a diez años se coloca ya en el 6,64% ante las dudas sobre la viabilidad de las ayudas a España e Italia desde Bruselas.

Con Wall Street indeciso ante la ralentización de los últimos datos del sector consumo,el par euro/dólar se mantiene al cambio en los 1,22 dólares.