FCC obtuvo un beneficio neto de 40,1 millones de euros en los nueve primeros meses del año, lo que supone un descenso del 77,5% respecto al mismo periodo de 2011.

Las cuentas de FCC se han visto lastradas por el descenso de la actividad en el mercado doméstico, fundamentalmente en construcción y de cemento, según alegó el grupo. En cambio, a cierre de septiembre, la compañía de construcción, servicios y energía logró del exterior más de la mitad (el 57%) de sus ingresos.

La cifra de negocio de la compañía controlada descendió un 3,7% entre los pasados meses de enero y septiembre, hasta 8.227,3 millones de euros, mientras que el beneficio bruto de explotación (Ebitda) se situó en 776,9 millones, un 18,5% menos.

La compañía presidida por Esther Koplowitz destacó los avances logrados en su proceso de internacionalización y en su compromiso para reducir el endeudamiento.

De su lado, su deuda se situaba en 7.241,5 millones de euros, un 10,6%menos en comparación a un año antes.