Banco Santander obtuvo un beneficio atribuido en el primer semestre de 2018 de 3.752 millones de euros, un 4% más que en el mismo periodo del año anterior. Sólo en el segundo trimestre, el beneficio atribuido de la entidad registró una caída del 3% por los cargos relacionados con la integración de Banco Popular.

Ana Botin presenta resultados de SantanderEn un hecho relevante a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) Banco Santanderha informado de que ha registro este beneficio tras registrar un cargo neto de 300 millones relacionado fundamentalmente con la integración de Banco Popular. En el momento de la adquisición de Popular, el 7 de junio de 2017, Santander ya adelantó que preveía registrar 300 millones de euros anuales en cargos vinculados a la integración hasta 2019.

En términos ordinarios (excluidos los cargos no recurrentes), el beneficio aumentó un 25% en euros constantes, hasta 4.052 millones de euros, impulsado por un incremento en los ingresos de clientes (+10% en euros constantes).

El número de clientes vinculados, aquellos que consideran a Santander su banco principal, se incrementó un 17%, hasta 19 millones. El crédito y los recursos de clientes aumentaron un 2% y un 6% respectivamente en euros constantes.

Banco Santander: resultados en el segundo trimestre de 2018

Sólo en el segundo trimestre, el beneficio atribuido de Santander registró una caída del 3% respecto al mismo periodo del año anterior por los cargos relacionados con la integración. Excluidos estos impactos no recurrentes y el tipo de cambio, el beneficio ordinario en el segundo trimestre aumentó un 28% comparado con el mismo periodo del año pasado, hasta 1.998 millones de euros.

 

Resultados de Banco Santander en el primer semestre de 2018

 

En el primer semestre de 2018, las inversiones en tecnología volvieron a favorecer el uso de servicios digitales, con un aumento del 23% en el número de clientes que los utilizan, hasta 28,3 millones. El 47% de los clientes activos utiliza actualmente servicios digitales al menos una vez al mes.

Las inversiones en transformación comercial y digitalización motivaron un aumento de los costes de explotación del 3% (+12% en euros constantes). No obstante, la ratio de eficiencia continuó entre las mejores del sector, en el 47,5% (frente a una media entre los comparables de más del 65%).

La ratio de capital CET1 se situó en el 10,80% a junio de 2018. Santander generó 18 puntos básicos de capital orgánicamente en el segundo trimestre, cifra que se vio contrarrestada con la eliminación del exceso de capital de los intereses minoritarios de Santander Consumer USA anunciada en el primer trimestre (-18 puntos básicos) y una caída de 12 puntos básicos por la evolución del valor de mercado de la cartera disponible para la venta durante el trimestre. En el segundo semestre, Santander prevé computar el impacto positivo en capital de la venta de WiZink (nueve puntos básicos) y alcanzar su objetivo de capital para el año del 11%.

La calidad crediticia de Banco Santander mejoró en el semestre, con una caída en la ratio de mora de 145 puntos básicos, hasta el 3,92%, desde la integración de Popular en junio de 2017. El coste del crédito cayó 18 puntos básicos, hasta el 0,99%, el nivel más bajo en muchos años.

En los últimos 12 meses, la rentabilidad ordinaria sobre el capital tangible (RoTE ordinario), una ratio clave de rentabilidad, ha aumentado 42 puntos básicos, hasta 12,2%. El RoTE fue del 11,8%, entre los mejores del sector.

El beneficio por acción (BPA) fue de 0,216 euros, 16 céntimos menos, debido al impacto de los costes de la integración de Banco Popular. El BPA ordinario aumentó hasta 0,235 euros. El Grupo mantiene su objetivo de lograr un crecimiento del BPA de dos dígitos en 2018.

En cuanto a la diversificación geográfica de Banco Santander, el beneficio ordinario atribuido aumentó en ocho de los diez mercados principales en euros constantes en el primer semestre: América contribuyó el 51% al resultado del grupo y Europa, el 49%. Brasil fue el país que más aportó a los resultados, con el 26%, seguido de España, con el 15%, y Reino Unido, con el 14% del total del beneficio.

En la junta general de accionistas del 23 de marzo de 2018, el banco anunció su intención de aumentar el dividendo con cargo a 2018 un 4,5%, hasta 23 céntimos por acción, sujeto a la aprobación por el consejo de administración y la junta general de accionistas.

Resultados de Banco Santander en España

En España, el beneficio atribuido de Banco Santander cayó un 20%, hasta 500 millones de euros, con motivo de un cargo neto de 280 millones de euros de costes de reestructuración por la integración del Popular.

Sin tener en cuenta el cargo neto, el beneficio ordinario habría aumentado un 24,9%, hasta 780 millones de euros.

El crédito repuntó un 1% con respecto al trimestre anterior, con fuerte crecimiento en crédito al consumo, pymes y banca privada. Excluido el impacto de la operación de Blackstone, se redujo un 3% en doce meses.