Me quedo con la reforma laboral, es un gran día para España. “Claramente es muy buena noticia, lo hemos visto porque siempre se habla de que los dos ‘peros’ de la economía española eran la rigidez del mercado laboral y la productividad y, aunque no son efectos que veamos a corto plazo, se han puesto los pilares de un proceso a largo plazo”, reconoce José Lizán, analista de Nordkapp.
Este experto reconoce que de este modo se favorece la flexibilidad, el poder cambiar de trabajo y evitar el estancamiento que se produce cuando te quedas en un puesto de trabajo. Al final “esto fomenta la flexibilidad dy el dinamismo lo que hace que todos tengamos más riqueza en un entorno de mercado más global, con economías muy avanzadas que tienen mercados laborales más flexibles y mejores resultados”. Todavía será un año duro “pero se ha puesto un buen pilar sobre la mesa”.

Tras la reforma financiera de la semana pasada, hoy llegó la laboral y, sin embargo, el mercado de deuda todavía no se relaja lo suficiente. Lizán asegura que “se relajará cuando veamos menos cachondeo en Europa pues no podemos llevar tres años para hacer un plan de Grecia”. Este experto ve lógico que los partidos de la oposición no quieran aprobar las condiciones que pone en Europa “pero lo contrario e la quiebra, que contagiaría al resto y por eso suben las primas”. La quiebra es más que evidente “cómo lo afrontemos, es el problema”.  Al final lo que se está haciendo son quitas “e intentar suavizar el problema porque una salida de Grecia del euro haría que la divisa de los griegos se depreciara, sus deudas también y haría mucho más difícil cobrar las deudas”. Por lo que la solución pasa por quedarse en el euro y hacer quitas, que son menos costosas.

En el mercado, preocupa que no salga algo definitivo de Grecia y que la volatilidad llegue con fuerza. Sin embargo, “creo que tendremos una corrección lógica, dada la sobrecompra que tenemos en el DAX o el Eurostoxx, y de momento habría que vigilar los datos del VIX – por encima de 20 me preocuparía- del euro dólar, mientras no vuelva a los 1.30, y el spread entre el bono español y el alemán pues, mientras no vuelve a 350, no será peligroso”. Entre tanto, hay que aprovechar las correcciones para comprar.

Se despide así una semana en la que las entidades financieras han sido protagonistas. Bankia, la última en publicar resultados. “Si no fuera por el BCE, los objetivos de capital y el año que viene sería muy duro para la entidad porque el carry que están haciendo a tipos bajos le ha beneficiado mucho”.

ACS ha anunciado refinanciación de 1.377 millones de euros. La clave es el tipo. “El coste financiero que tienen es del 6.5%, es decir, se financian incluso 2-3 puntos porcentuales por encima de lo que se financiaba hace un par de años”. La compañía ha estado todo el año pasado vendiendo activos para afrontar su deuda y lo hace a tipos cada vez más caros.
OHl es un valor que ha roto máximos, vuelve hacia atrás e intenta atacar los 22, si rompe esta zona volará.