Se espera una apertura en Wall Street alcista mirando que el Brexit todavía tiene mucho que decir antes de que se ejecute el artículo 50 y además tenemos aspecto técnico positivo en el SP 500, por lo que muchos ojos esperan una extensión del rebote:

 
El fondo del mercado, de cara a la apertura de Wall Street, sigue siendo el mismo que el viernes pasado, la cuestión ahora es que se está empezando a sopesar la posibilidad de que Reino Unido intente marear la perdiz retrasando la activación del artículo 50 todo lo que pueda, algo que podría llevar años o incluso dejar sin efectividad el referéndum que se celebró en Reino Unido el jueves pasado.
 
Por lo tanto, el no tener una hoja de ruta clara o un horizonte claro de los tiempos a tomar para la salida de Reino Unido de la Unión Europea, nos deja dos posibilidades: la primera de ellas es que las inversiones y los planes de expansión de algunas empresas se cancelen totalmente por ser demasiado largo tiempo, así que quizá se sustituyan por otros de mucho más corto plazo y que cabrían perfectamente dentro de esa hipótesis de alargar la salida de la Unión Europea todo lo posible.
 
El hecho de que estén en perfecto contacto todos los bancos centrales para apoyar al mercado dentro de esta incertidumbre está ayudando mucho, ya que el mercado de deuda en la zona euro no se está descomponiendo y todo está dentro de unos parámetros más o menos manejables.
 
El rebote de los activos de riesgo está siendo perfectamente marcado y acompasado por el valor de la libra, ya que en gráficos a días llegó a la sobrecompra en su cruce con el euro y a la sobreventa en el cruce con el dólar, frenando de momento la devaluación de la misma y ayudando a rebotar, algo que está también empujando a los activos de riesgo.
 
En Europa todos los súper sectores están en positivo y hay cantidad de ellos subiendo más del 2% y el 3% pero que nos está fastidiando un poco en estos momentos es el súper sector bancario ya que no está subiendo demasiado, sólo el 1,54%, ya que los bancos alemanes, algunos italianos, españoles y británicos están en negativo, por lo que se han disparado alguna recogidas de beneficios de los fuertes incrementos de precio que hemos vivido en las últimas sesiones, lo que nos han alejado de la zona de máximos en Europa.
 
En Estados Unidos la atención va estar puesta en la envolvente alcista que dejó el futuro del SP 500 en el día de ayer y ver si está mejora del aspecto técnico consigue crear una situación en donde la señal alcista en el MACD del VIX acabe cerrándose y volvamos a cierta neutralidad en el desarrollo de los acontecimientos. Como pueden ver en el gráfico adjunto:
 
vixsp

 
Tenemos otros focos de atención. El primero de ellos y el más evidente son los resultados empresariales, con un punto negativo en un valor del Dow Jones, Nike, y del sector de materiales, Monsanto.
 
- Nike presentó ayer tras el cierre unos beneficios de 0,49 $ humano mismo que el año pasado y ligeramente superiores a los 0,48 $ esperados.
 
Las ventas suben un 6% hasta alcanzar los 8240 millones de dólares, por debajo de lo esperado que eran 8280.
 
Sin embargo, el problema lo tenemos en las cifras netas, ya que el beneficio baja un 2% hasta los 846 millones de dólares desde los 865 del año pasado porque ha tenido más impuestos, una bajada del margen bruto (bajando al 45,9% desde el 46,2% anterior) y además un aumento de los costes.
 
Tiene más competencia directa y además hay un exceso de inventarios.
 
- General Mills presenta resultados de beneficios de su último trimestre fiscal de 0,62 $, mejor de lo esperado que eran 0,6 $ y subiendo fuertemente desde los 0,3 $ del año pasado. En términos ajustados son beneficios de 0,66 $.
 
En cuanto a las ventas, bajan a 3930 millones de dólares desde los 4300 del año pasado, mejor de lo esperado.
 
Sigue tomando medidas y anuncia que aumenta el plan de recorte de costes en 100 millones de dólares hasta alcanzar los 600.
 
Una alegría para los inversores es que sube el dividendo trimestral un 4% hasta alcanzar los 0,48 $.
 
En cuanto a previsiones, para su año fiscal 2017 cree que las ventas van a estar entre planas o una bajada del 2%, bastante peor de lo esperado que era estar por encima del 1% de crecimiento.
 
- Monsanto presenta beneficios de su tercer trimestre de 1,63 dólares, peores de lo esperado que eran 2,4 $ y peores que los del año pasado que fueron 2,39 $. Ajustados son 2,17 $.
 
Las ventas bajan a 4190 millones de dólares desde los 4580 del año pasado, peor de lo esperado.
 
Su previsión para el año 2016 en beneficios ajustados estarán en la parte baja de sus propias previsiones.
 
El otro punto de atención son los datos macroeconómicos. Por un lado tenemos que los ingresos personales se han reducido más de lo esperado y el gasto del consumidor ha pasado de tener un incremento del 1,1% en abril a sólo el 0,4%, así que eso es un punto favorable para no ver subidas de tipos de interés, pero el consumidor es uno de los pilares de la recuperación económica, así que no necesitamos de ninguna manera ver que pisa el freno. Todo lo interesante pasará una vez que conozcamos datos macroeconómicos que incluyan ya el mes de junio, que es donde tenemos el lío con Reino Unido.
 
Todo esto no acaba aquí, ya que a las cuatro de la tarde, hora española tendremos las ventas de viviendas pendientes de escriturar y 30 minutos después los inventarios oficiales de crudo, por lo que vamos a tener bastante movimiento en la primera hora de sesión.
 
Luis Javier Diez.