-¿Sigue habiendo atractivo en la temática de baterías de almacenamiento de energía?

-Desde WisdomTree creemos que sí. De hecho, creemos que muchas partes de la temática están en su fase inicial con un importante potencial de desarrollo, innovación y crecimiento y hay que tener en cuenta que la identificación de cambios estructurales en una fase temprana es fundamental para posicionar las carteras en función de esas oportunidades de crecimiento a largo plazo y con una temática como las baterías y el almacenamiento de energía, que se espera que se desarrolle durante las próximas décadas crea oportunidades interesantes para los inversores en este caso.

Si tenemos en cuenta las estimaciones de la consultora británica McKinsey, se prevé que el valor de mercado del equipamiento de carga de vehículos comerciales a nivel global aumente de 11.000 millones de dólares que teníamos en 2020 a más de 200.000 millones de dólares para 2050, que es un incremento de 20 veces.

Pero, esto es solo una parte de la transición energética que parece inevitable a largo plazo. Ya se está acelerando y solo será posible con mejores soluciones y sistemas de almacenamiento de energía. Y las baterías, en concreto, son una parte clave en esta historia de la transición energética.

Los países y las empresas cada vez más piensan en el impacto medioambiental de las diferentes políticas y un principio fundamental de ellas ha sido centrarse en esa reducción de emisiones de carbono.

De hecho, en la parte de movilidad, que se habla mucho con vehículos eléctricos, hay muchos países tanto en Europa como a nivel global que tienen como objetivo que en los próximos 10, 20 o 30 años todos los vehículos sean eléctricos.

También la consultora británica McKinsey estima que, para el año 2040, podríamos ver que, cerca del 50% de todos los vehículos nuevos comprados tengan un componente de baterías significativo comparado con alrededor del 5% en el que estamos hoy en día así que es un potencial de crecimiento bastante importante en las próximas décadas.

-¿De qué manera un inversor puede tener exposición a esta megatendencia?

-Nosotros creemos que es útil pensar en la transición a fuentes de energía renovables como un ecosistema que debe crecer en conjunto para impulsar las aplicaciones que pueda tener en la sociedad y en la economía.

Los inversores pueden obtener acceso a las materias primas detrás de la temática, es decir, los metales industriales clave, como el cobre o el níquel. También pueden considerar a los fabricantes de baterías e infraestructuras de carga, así como a las empresas dedicadas a la investigación y el desarrollo de lo que nosotros llamamos tecnologías emergentes como pueden ser las pilas de combustible de hidrógeno, de las que también se habla mucho últimamente.

Pero dado que todo el sistema crecerá en conjunto, los inversores pueden adoptar un enfoque más diversificado y global que incluya todas estas diferentes partes de la cadena de valor.

Y nosotros, desde WisdomTree, cuando miramos a la cadena de valor de la temática, hemos identificado cuatro partes importantes. La primera es la parte de materias primas y materiales, tanto níquel, litio, cobalto como el cobre que van a jugar un papel importante en esta temática, que se puede hacer a través de mineras, de la renta variable; pero también a través de las materias primas directamente.

La segunda parte es el sector manufacturero o industrial, que esta relacionado, por ejemplo, con los instrumentos eléctricos o las baterías de flujo.

El tercer punto serían las tecnologías emergentes que he comentado antes, el hidrógeno o cargas inalámbricas en este caso y, por último, los facilitadores, que son las infraestructuras de carga y de reciclaje.

Así que dependiendo de las convicciones y preferencias de cada inversor se puede acceder a esta temática a través de renta variable con un enfoque global y diversificado o también a través de materias primas para centrarse más en la parte de materiales.

Aprende a invertir a corto, medio y largo plazo
Estrategias de Inversión lanza la octava edición de su programa práctico de estrategias de inversión y Trading. Aprende todo lo que necesitan los inversores particulares para invertir en bolsa con un método propio.

-Si se habla de baterías lo primero que puede venir a la cabeza es el vehículo eléctrico, pero, ¿qué otras aplicaciones tienen?

-Dependiendo de la base, que es muy probable que los vehículos eléctricos sean la principal fuente de crecimiento para las baterías y para esta temática, también hay otras aplicaciones.

Por ejemplo, los consumidores quieren y necesitan baterías más eficientes para evitar la necesidad de recargar constantemente sus dispositivos, como teléfonos móviles, tabletas o ordenadores portátiles en este caso y ahí las baterías van a jugar un papel importante.

Los robots industriales que producen automóviles no solo ahora se están volviendo más inteligentes con la conectividad 5G, sino que se están volviendo inalámbricos y cuanto mejores sean sus baterías más útiles van a ser para la economía y, por último, la capacidad solar y eólica global podría duplicarse en los próximos cinco años y vamos a necesitar más y mejores soluciones de almacenamiento de energía para sostener este crecimiento.

Así que aparte de los vehículos eléctricos también hay aplicaciones muy importantes para llevar a cabo esta transformación a largo plazo.

-¿El crecimiento de esta temática podría beneficiar también a las industrias o materiales que se necesitan para su construcción?

-La parte de materias primas juegan un papel clave en esta temática. Por ejemplo, una estación de carga de vehículos eléctricos requiere hasta ocho kilos de cobre. Biden ha propuesto medio millón de estaciones de carga en EEUU para 2030.

Cada vehículo eléctrico requiere cuatro o cinco veces más de cantidad de cobre que la requerida para un vehículo tradicional.

La demanda de metales industriales como el cobre, níquel, plata, aluminio o platino aumentará con esta temática. 

También existe la probabilidad de que se usen proporciones más altas de níquel en las baterías para alimentar los vehículos eléctricos. De la demanda actual, solo el 5% proviene de baterías pero se estima que para 2040, el 30% de la demanda de níquel venga de los vehículos eléctricos.

-¿Cómo recogéis en WisdomTree todas estas oportunidades?

-Casi todos nuestros clientes quieren hacer una contribución positiva al futuro del medioambiente. En WisdomTree somos líderes en Europa en productos cotizados en materias primas y llevamos tiempo hablando sobre el mercado de metales y materiales, que juegan un papel importante en la transición energética.

Hay inversores que prefieren exposición a estos metales con la tesis de que la demanda futura de baterías irá en aumento y en WisdomTree ofrecemos una amplia gama de productos cotizados en mmpp o ETCs, en este caso, en mercados europeos.

Otros clientes tienen la misma opinión pero prefieren exponerse a la renta variable en vez de materias primas, por lo que el año pasado lanzamos una estrategia temática de renta variable global centrada en la cadena de valor de baterías y almacenamiento energético.

Si el inversor quiere acceder a una parte específica de la temática, especialmente en materias primas o materiales, tenemos opciones pero si lo quieren hacer de una forma más diversificada, global y a través de renta variable, también disponemos de otros productos.

Perspectivas segundo semestre y taller para suscriptores premium

Estategias de Inversiónva a realizar unas perspectivas del segundo semestre en bolsa, tanto a nivel Macro, Técnico y Fundamental 

Taller gratuito para suscriptores. ¡Aprende a colocar un Stop en bolsa!

Suscríbete a Estrategias de Inversión y por solo 55 euros al año, podrás acceder a informes y análisis independientes a corto, medio y largo plazo, así como a herramientas exclusivas para invertir.

Ayúdanos a seguir siendo un medio independiente que nos permita seguir analizando las mejores oportunidades de inversión.