David Galán, director de Renta Variable de Bolsa General, analiza la situación técnica de Sacyr. 

Sacyr es uno de los títulos más bajistas para el medio y largo plazo del Ibex 35.
A finales de 2006 comenzó a corregir con fuerza. Marcó máximos en los 45 euros y, desde ahí, empieza una sucesión de máximos y mínimos decrecientes, mientras que la media móvil de 200 sesiones se gira a la baja para configurarse como resistencia. Ha intentado algunos rebotes técnicos, pero la tendencia ha continuado siendo bajista desde 2006. Tras el último rebote frenado en 8,75 euros empezaba una estructura de impulsos bajistas con rebote hacia 7,10 y, al perder los mínimos de este impulso, comienza otro impulso bajista simétrico hasta 3,69. Al perder los mínimos aquí comienza otra caída hasta 2,16 euros.
Durante este 2012 en el mes de mayo intenta controlar la caída y marca un soporte importante en 1 euro. Ahí aparecen compradores y ha sido capaza de superar los máximos entre los dos mínimos, por lo que podemos hablar de una figura de doble suelo que nos da un objetivo de recuperación hasta 2,56 euros. En caso de que lo cumpla, le costará muchos meses, pues la mm de 200 sesiones sigue bajando. En el corto plazo será importante que ver que se sujeta entre 1,35-1,40 euros. De perder los 1,35 la situación se complicaría y pensaríamos en regresos hacia el 1. Para pensar en la recuperación, tenemos la resistencia de los 1,60 euros, máximos desde mediados de octubre, y los 2 euros. Si supera estos 2 euros, podría ir a 2,33 y 2,56.
Prudencia con este valor porque es de los más débiles del Ibex 35.