Es probable que las subidas sean sostenibles “porque cada vez se estrechan más los rangos, sobre todo en el Ibex 35, y hay formaciones triangulares que se están manifestando en todos los índices a nivel mundial”. En el caso del selectivo español, Moro reconoce que podría buscar la zona de 8.800 puntos “una zona lo suficientemente contundente como para suponer un freno en el índice”. No hay que tomar ninguna decisión de cortos por ver que se aguanta el soporte de los 8.200 puntos. Hasta que no veamos precios de cierre por debajo de 8.100 o por encima de 8.800 puntos “en el selectivo no pasará nada”.

El caso del S&P500 se puede ver la parte de arriba de la formación triangular de largo plazo, que coincide con los 1270 – máximos relativos anteriores- con lo que la ruptura al alza supondría un movimiento tendencial importante para el conjunto de los índices. Del mismo modo que ruptura de los 1200 puntos “haría que el primero de los soportes en 1160 puntos ni siquiera lo aguantaría”.

En los dos grandes bancos, nos tenemos que fijar en si las resistencias son importantes Santander la tiene en los 6.10 euros en precios de cierre – que coincidiría con un Ibex en 8.800 puntos- mientras tanto no es más que un rebote en el valor. Hablar de resistencias rotas en el valor “y que podrían dar lugar a un rebote mayor sólo se podría hablar de superar la zona de 6.50 euros”. Mientras estemos entre 5.50-6.10 euros “no cabe hablar de ningún movimiento”.

BBVA se está comportando bastante mejor. La zona de resistencia de 6.50 euros la está tanteando y “sin embargo, los 7 euros que tiene como resistencia tremenda son los que coinciden con un Ibex 35 en 9.300 puntos”. El que nos indique que algo está cambiando para bien será la entidad. El soporte en el valor serán los 6 euros.

ArcelorMittal l apalabra clave es recesión. Si seguimos oyendo, sobre todo en Eados Unidos, indicios de que la economía se desacelera, el valor lo pasará mal. Es un título que por encima de 16 euros hay que comprárselo todo pero estamos por debajo de 14 euros. NO nos debe importar esperar y no tratar de comprar el primer día. El rebote que tiene el valor lo daríamos por cancelado por debajo de los 12.65 euros.

Si se da el contexto correctivo para los índices, lo normal es que el euro vaya a buscar niveles coherentes en los 1.18 dólares. Pero también tiene un soporte en la zona de 1.30 por lo que simplemente por la contundencia del soporte en el que se encuentra “podría tener un movimiento de recuperación o tratar de rebotar. Con que lo haga con una fuerza relativa, estaríamos hablando de 1.35-1.36 dólares”.