Alejandro Martín, subdirector en España de Hanseatic Brokerhouse comenta que el Ibex 35 “está desarrollando un movimiento alcista a corto plazo, pero el recorrido está muy limitado y creo que no hemos visto aún los mínimos y, si los hemos hecho, todavía deben volver a testearse en próximas semanas o meses. Por ello, recomienda “tener cuidado con las posiciones alcistas, sobre todo a largo plazo”. Gráficamente, el experto observa en el gráfico del selectivo español que “toda la franja comprendida entre los 10.850 y los 10.950 puntos es una zona propicia para que se gire y el sesgo alcista termine”.
En el parqué estadounidenses observa que “el S&P 500 se acerca a zonas de resistencia en los 1.130-1.135 puntos, lo que podría indicar un giro”, advierte el analista.

En el caso del Banco Santander dice que se encuentra “en proceso de rebote, con una tendencia a corto plazo alcista mientras no se pierdan los 9,5 euros, incluso es posible que testee los 10,45-10,50 euros”. Aún así, Martín no considera que sea momento para posicionarse en el título porque “el stop estaría muy lejos y el recorrido muy acotado”.

Otra financiera europea, Deutsche Bank, presenta “un movimiento lateral muy amplio desde hace tiempo entre los 45 y los 60 euros, lo que podría ser señal de formación de un hombro cabeza hombro que se confirmaría por debajo de los 42 euros”. Para tomar posiciones alcistas comenta que “sólo si se acercara a los 45 euros, con un stop muy cercano”. En cambio, “si perdiera los 42 euros podría irse muy abajo”.

Dentro del Ibex 35 Alejandro Martín aconseja “evitar posiciones alcistas a Gamesa y a Sacyr debido a que se están comportando peor que los demás porque, cada vez que baja, pierden los mínimos relevantes y, cada vez que suben, no son capaces de superar los máximos previos”. A esto habría que sumarle que “no establecen zonas de soporte fuertes”. En concreto, gráficamente observa que Sacyr “está cayendo en picado y no me plantearía posiciones alcistas mientras siga cotizando por debajo de los 42 euros”, si bien, reconoce que “quizás esté formando un suelo porque, cuando cae, no lo hace con tanta virulencia como antes”.

En el mercado de divisas, observa que el par dólar australiano-dólar americano “está llegando a una zona de resistencias en los 0,94-0,937 que podrían utilizarse para frenar la subida del dólar australiano”. En caso de superarlos, “podría ir a buscar niveles de 0,986”. Respecto al dólar canadiense-dólar americano comenta que “actualmente se encuentra en una zona lateral, con resistencia en 1,067, zona donde podríamos aprovechar para buscar posiciones cortas”. En caso de superar estos niveles, “podría llegar a los 1,085 o incluso más allá”.

Recomendación:
"El mercado está alcista a corto plazo, pero a medio plazo continúa bajista", por lo que avisa que “quizás los índices europeos tocaquen los mínimos de junio o el S&P 500 el entorno de los 900 puntos”. Por ello, recomienda “cautela y no tomar posiciones alcistas a medio plazo”.