En el muy corto plazo, y tras superar los primeros niveles de resistencia, todo indica que los indicadores podrían tantear los máximos de agosto “los 1.0125 puntos del S&P, 10.900 del Ibex35 o los 10.700 enteros del Dow Jones”,reconoce Eduardo Vicho, jefe de análisis de M&M Capital EAFI. Un comportamiento que se produce al calor de los datos económicos publicados en Estados Unidos, el apoyo de los Bancos Centrales a la recuperación y con la mejora en las previsiones del crecimiento de los países europeos por parte de la Comisión Europea.
Durante la sesión, la intervención del Banco de Japón para frenar la apreciación de la divisa ha sido la protagonista. Tras alcanzar los 82 yenes, y tener un rebote hasta los 85 “podría tener continuidad hasta los 87 yenes”. Este experto reconoce que “hasta que no se vea que la posición del BoJ se ve apoyada en otros bancos centrales, tendrá un impulso limitado”. Si China toma la medida de seguir revaluando el Yuan, veremos cómo el yen se toma un respiro hablando de una economía que sigue basándose en las exportaciones.

En las últimas sesiones Gamesa ha sido protagonista tras anunciar su intención de triplicar su inversión en China en los próximos tres años. Una decisión que ha gustado al mercado pero “sin olvidar que estamos ante el valor que peor se comporta en el Ibex35”. Este experto admite que es bastante lógico- sobre todo por la sobreventa que tenía acumulada- que su cotización experimentara sesiones como las de ayer ,con subidas cercanas al 9%. Actualmente el valor ha dejado claro “que hemos dejado un suelo en el corto plazo y el potencial es muy importante”. Un valor que gusta por fundamentales pero “en el que habría que deshacer posiciones si pierde los mínimos anuales”.

Aunque este experto observa que los indicadores siguen en niveles cercanos a resistencias, empieza a ver oportunidades en valores como Microsoft. Un valor que “no ha realizado compras importantes, reparte dividendo y que se podría ver beneficiado el próximo año de los estímulos anunciados por Obama”. El único handicap que ve este experto “es que podría tener correcciones en el corto plazo” aconsejando esperar a una caída del 10-15% para entrar.