Análisis de los principales cruces de divisas, Euro-dólar, euro-Franco Suizo y Dólar-yen por Sara C. Suárez- Ibaseta, responsable de fidelización de clientes de CMC Markets.

El par euro-dólar le tenemos en lo que va de este mes en zona de 1.38 y dependerá mucho de lo que ocurra en la reunión de este fin de semana. "Todos tenemos las esperanzas en que se llegue a un acuerdo de forma global y si esto ocurre las expectativas son alcistas para el par", reconoce Sara C. Suárez-Ibaseta, responsable de clientes de CMC Markets. .Desde el punto de vista del análisis técnico, "hemos trazado un fibonacci desde mayo - desde cuando ha retrocedido un 38.2%- hoy se mueve en un lateral pero siempre dentro de estas bandas". A muy corto plazo, la estrategia es ponerse alcistas espeando a que llegue a 1.37-1.3750 pero más a largo plazo y si todo sale bien, podremos ver al euro seguir escalando hasta el siguiente nivel de retroceso.

En el franco suizo, es similar la situación. A la hora de hacer estrategias el hechode que el Banco Nacional de Suiza haya intervenido en el mercado de divisas es bueno para fijar el stop porque ellos no lo dejarán que caiga por debajo de 1.20. De hecho, en el gráfico se puede ver una vuelta en V y  ahora el siguiente nivel sería  un retroceso del 50%, hablaríamos al 1.275. Esperaría a ver lo que pasa. tenemos un stop en 1.234 y teniendo este soporte fijado como stop sí podemos esperar tendencia alcista siempre que se llegue a una solución en europa.

"Si se quiere entrar en forex hay que tener en cuenta los spreads, que los hemos bajado en un 80%, y el horizonte temporal". El par dólar - yen es un mercado que se podría intervenir. Japón es un país exportador y le interesa que su divisa se deprecie. Aun así no lo consigue. Por otro lado, el dólar tiene tipos en mínimos históricos con lo que no es atractivo. El boJ ha dicho que en niveles de 76 interviene, con lo que no bajará de este nivel. A más medio plazo sería un buen trade confiar en comprar dólares frente al yen, pues tenemos expectativas de que se aprecie el billete verde frente a la divisa nipona.