David Marín, live trade manager de Formacióntrading.com, analiza la situación técnica del Ibex 35, Dax y EuroStoxx 50.

Tras las caídas del mes pasado, sobre todo en la última semana, los mercados están consolidando las subidas precedentes.

EUROSTOXX 50
Los máximos que conseguía en el mes de junio no han podido ser rotos en julio. En la última fase de junio cayó hacia niveles de 3.200, luego rebotó en el primer tercio de julio que no llegó ni siguiera a los máximos precedentes y ahí se inició la caída en dos impulsos que hemos vivido en julio. El primer impulso se frenó en los 3.130 puntos, rebotó hacia 3.200 y experimentó un segundo impulso bajista. Los mínimos que marcó el viernes pasado serían el objetivo del segundo impulso bajista. Previsiblemente habría acabado la caída. A corto plazo habría que tener en cuenta los 3.050-3.060 puntos para ver si realmente frena la caída.

DAX
El índice alemán ha desarrollado su retroceso en un impulso desde los 10.000 puntos hasta los mínimos del viernes, que coincidiría con el inicio de ruptura de máximos en 9.750 puntos donde parecía que iba a iniciar otro movimiento al alza. La zona actual es importante, ya que podría iniciar otra vez el movimiento alcista precedente. Situaríamos el soporte entre los 9.200-9.000 puntos.

IBEX 35
Ha hecho un retroceso en un impulso que intentó romper hacia arriba pero consolidó el freno en 10.400 puntos. Es la zona a tener en cuenta para consolidar el freno a la caída. Estamos en niveles de soporte. Habría que ver si perfora los 10.500-10.450 porque podría irse 200-300 puntos por debajo. La figura de los 10.000 sería poco probable que la perforara, aunque dependerá de lo que haga el resto de los mercados.