Ana Rafels, socia directora de Bolsacash, analiza técnicamente Telefónica.

La analista explica "cómo la debilidad que se inicia desde finales del pasado ejercicio se acrecienta de manera estrepitosa en las últimas jornadas y esa precipitación a la baja nos ha llevado a niveles bastante delicados. Era la zona que nos había servido de apoyo en el ejercicio 2010, la zona desde la que se apoyó e inició movimiento alcista que le lleva a dejar nuevos máximos".

Rafels indica que "esta zona en esta ocasión no nos ha servido de apoyo, no nos ha servido para frenar esa debilidad y es una zona doblemente importante porque además de ser la zona desde la que se inició este movimiento alcista al que hacemos referencia, supone el 61,8% de todo el movimiento alcista que se inicia desde el mes de marzo de 2009 hasta los máximos que se dejaron a finales de 2010"

Desde Bolsacash señalan que "el romper a la baja este nivel de soporte- y en la medida en que se mantenga por debajo el mismo - nos indica que el valor está muy débil. A pesar de los recortes no hay compradores dispuestos a frenar esa debilidad del valor y, por tanto, permaneceríamos fuera o con posiciones bajistas". Añade que "el primer objetivo es la zona que está cotizando y, ligeramente por encima de la misma, son las inmediaciones de los 13,45. Respecto a los objetivos bajistas a testear, reconoce que "una zona muy importante es la de los 12,97-12 euros y finalmente serían los mínimos de marzo".

"El rebote a tanta brusquedad bajista puede llegar en cualquier momento pero insiste: en la medida en que no seamos capaces de ver a Telefónica por encima de esos 13,96 euros permaneceríamos fuera o con esas posiciones bajistas". Si por el contrario llega el rebote y recupera esa zona de 13,96, "iniciaríamos posiciones alcistas con un stop en la zona de los niveles que está cotizando.  Para inversores de medio plazo "algo más ajustado en niveles de 13,72-13,70  y si somos inversores más agresivos, con un potencial alcista que podríamos ir a buscar a la zona de los 14,77"

Por tanto, "por el momento toca esperar. Si estamos cortos mantenemos esas posiciones bajistas, seguimos ajustando esos stops de ganancias. Si por el contrario estamos esperando al rebote, esperamos que el valor se gire y esperamos que el valor sea capaz de recuperar niveles de resistencia importantes como es esa zona de los 13,96".