El gráfico muestra que, desde 2002, la petrolera empieza a mostrar referencias de soporte a las que nos ha llevado el valor en las últimas sesiones, reconoce Luis Lorenzo, de Dif Broker.

La magnitud de la caída, con el caso de Argentina, desde los 25 euros es vertical hasta los 10.5-11 euros, donde parece que ha tomado soporte. Por la magnitud del soporte, debería ser la referencia para los próximos meses. Desde enero, el valor ha ido cayendo "está cerca la parte alta del canal y la directriz bajista del valor, donde podemos encontrar las primeras resistencias. Tiene un doble suelo pentiente de confirmar - en la ruptura de los 14 euros - que en caso de superar le llevaría a los 17 euros".

Este experto reconoce que los 11 euros es la zona de referencia por abajo "con lo que presenta una buena formación y seguramente con objetivos en la zona de 14 euros. Importante ver esa ruptura pues confirmaría la ruptura de la línea bajista y de los máximos que ha hecho anterioremente y que nos haría entrar en los 16-17,50 euros, media móvil de 200 sesiones".

En el corto plazo, "no creo que el valor vaya más allá de los 11-12 euros". Entradas con objetivos en 16 euros.