Con un mes de recorrido de este 2020, ¿qué espera de los mercados este año? ¿Será un buen ejercicio para las bolsas?

Creo que 2020 va a seguir un poco la senda que dejó 2019 en cuestión de rentabilidades, aunque no van a ser tan opulentas como el año pasado. Vemos que los mercados de renta variables están apoyados por una serie de catalizadores como la bajada del tono de la guerra comercial, el Brexit, que ya está resuelto entre comillas, el apoyo que vamos a seguir teniendo de los bancos centrales, que harán una política de sostenimiento del mercado, y las políticas fiscales que llevaran a cabo los distintos gobiernos, como Estados Unidos o Alemania. Esos serán catalizadores para que el sector, que está siendo muy castigado, haya visto el suelo y de ahí repunte, y ese sector manufacturero, al estar muy relacionado con los beneficios empresariales y su crecimiento, hará que esos beneficios repunten, que realmente en la bolsa es lo que nos interesa.

Se estima para el 2020 que estos beneficios empresariales sean de en torno a un 9 o 10% en Europa y Estados Unidos. Esto contrasta con las revisiones continuas a la baja que han estado teniendo los beneficios empresariales en 2019.

Esta conjunción de catalizadores nos insta a ser positivos en las bolsas. Frente al otro activo, que es la renta fija, también estamos positivos. Con estos niveles de tipos de interés que hay actualmente en las economías, que son cero o negativos, y los bancos centrales que, sobre todo en países desarrollados, van a estar sosteniendo el mercado y sin movimientos en cuestión de tipos, todavía a la renta variable le quedan más atractivos respecto a la fija, incluso un poco de dividendos. Los dividendos que ofrecen las empresas versus el cupón que ofrece el mismo sector en la emisión de bonos también benefician a la parte de renta variable.

Creemos que este año va a ser positivo. De momento, con lo que tenemos sobre la mesa, a la renta variable le irá mejor que a la fija. Esto no quita que nos venga algún acontecimiento geopolítico nuevo o algún virus como en China que nos haga cambiar la estrategia.

Con este panorama, en el que parece que se reducen algunas incertidumbres pero aparecen otras nuevas, ¿qué consejo le daría a un inversor más conservador y a uno al que le gusta más el riesgo?

Lo que tenemos en mente de inversor conservador y renta fija e inversor arriesgado y renta variable no iría en consonancia. Al inversor moderado le diría que fuera a fondos mixtos que tuvieran una consistencia en sus rentabilidades, con un nivel de riesgo moderado y una volatilidad moderada. Para los agresivos está claro que aconsejaría los fondos de renta variable, donde incluiría las megatendencias del mercado. Sobre todo primando el sector tecnológico, que es uno de los sectores que va a continuar haciéndolo bien pese a las valoraciones, que siempre se dice que están demasiado altas, pero es un sector transversal que está presente en todos los sectores de la economía.  

Desde enero de 2015, cuando comenzó la operativa, su fondo Alhaja Inversiones se ha revalorizado más de un 21%. ¿Cómo se distribuye la cartera del fondo y qué activos se priman?

El 9 de enero cumplimos 5 años del nacimiento de Alhaja Inversiones, que es un fondo cuya gestora es Renta 4. Por ahora, podemos decir que ningún partícipe que haya mantenido la inversión haya perdido dinero, porque en este 2020 llevamos ya un 1,85%, y más de un 22% desde que comenzó.

Tenemos una volatilidad a tres años del 6%, y la CNMV nos bajó el riesgo del fondo de 7 a 4, con lo cual es un fondo que encaja muy bien para un inversor moderado, que es el perfil de la mayoría de inversores españoles. La distribución de la cartera puede ir desde un mínimo de un 30% en renta variable por folleto, hasta un máximo de un 75%. Nosotros siempre hemos estado en una media de un 50% en renta variable.

En renta fija, la posición ha sido inferior. Los momentos que más renta fija hemos tenido han sido en torno a un 23%. Lo que también nos ha permitido alcanzar estas rentabilidades ha sido el control de la volatilidad en años que ha sido muy alta con la estrategia de opciones que hemos realizado. En 2015, 2016 e incluso 2017, la volatilidad era bastante alta en los mercados. Ahora, por el contrario, en 2019 e incluso en 2020, la volatilidad es prácticamente nula. Nosotros creemos que la volatilidad es una oportunidad en el mercado, y así la hemos aprovechado en algunos momentos.

Por tanto, la renta variable es la parte principal de nuestra cartera, en torno a un 50%. Esa renta variable, desde un perfil fundamental, es la que elegimos a los valores. No obstante, también tenemos en cuenta el análisis técnico en momentos de entrada del valor.

Por otro lado, tenemos una cartera descorrelacionada. Desde hace unos años nos prima mucho el sector tecnológico porque creo que está presente en todos los sectores de la economía, tanto en software como en almacenamiento en la nube o comercio por Internet.

También tenemos valores que tengan alta rentabilidad por dividendo, no un alto dividendo, sino que este dividendo sea consistente a lo largo del tiempo. Prefiero tener un dividendo del 3% consistente que tener un 7 y que esa accionalidad al año siguiente no me lo pague.

La rotación de valores que hacemos no es muy alta, los valores que tenemos son firmes. También hemos tenido errores y equivocaciones, pero lo importante es estar en el mercado y saber reaccionar a tiempo. Aparte del sector tecnológico, también tenemos posición en oro porque el fondo puede tener hasta un 10% en ETFs, y ese porcentaje lo utilizamos para sectores a los que no llegamos, porque no se puede saber de todo.

La diversificación de cartera, una cartera no muy concentrada en valores, tener en torno a 50 o 55 valores en cartera, intentar descorrelacionar sectores, los valores de alta rentabilidad por dividendos y el control de la volatilidad es lo que nos ha llevado a tener esta rentabilidad que, en principio, es aceptable. Hemos cumplido lo que dijimos a los partícipes del fondo, que vamos a tener cada año en torno a un 4 o 5%, la rentabilidad a tres años está en un 4,5%, y a cinco años al 4%. La verdad es que estamos contentos con la devolución de Alhaja.

Entre las principales posiciones del fondo de renta variable destacan compañías como Inditex, Merlin Properties o Iberdrola. ¿Ve valor en el mercado español? ¿Éstas son las compañías más interesantes de la bolsa española?

En España la cartera está en un 9% en la bolsa, lo que vemos es que actualmente queremos tener valores internacionalizados. Por ejemplo, Inditex es un modelo de negocio que yo digo siempre que es una acción “de fondo de armario”, que hay que tener siempre ahí. Por su modelo de negocio, por la internacionalización, por la penetración de mercado que tiene Inditex es siempre un valor seguro.

Iberdrola es también un valor que pondera bastante en nuestra cartera, básicamente por temática de internacionalización del valor, no tan centrado en el mercado español, y por el tema medioambiental. Aparte de estar invirtiendo en los valores activos de renta variable o fija, dentro de la variable utilizamos las megatendencias. El entorno macro, si cogemos la clasificación tradicional, vamos de un top down a analizar la cartera. Eso, en la nueva forma de gestión, se traduce en que debemos mirar en el entorno en el que estamos, qué es puntero o qué transformaciones se ven en la economía. Y el pilar medioambiental ahora es fundamental.

Por otro lado, Merlin Propierties es la parte de dividendo que tenemos en cartera. Estaba este año viendo cual iba a ser el impacto de las nuevas medidas fiscales, si se producen, en torno a las socimis. Hablando con la compañía, ellos están tranquilos y están implementando otras estrategias que nos permiten seguir con esta posición.

Otras posiciones que tenemos en el mercado español de dividendos son Logista y, relacionado también con dividendo y energía, Repsol. No es que estemos posicionados especialmente en mercado español porque veamos una revalorización. El índice del mercado español está muy bancalizado, y los bancos no son un sector en el que esté ponderada, ni veo que actualmente vaya a haber un repunte en ese sector.

Herramientas y análisis independientes

En Estrategias de Inversión hemos desarrollado una serie de herramientas y análisis independientes con los que podrás  beneficiarte en tus inversiones  mejorar tu operativa y ayudarnos a seguir siendo independientes.

En el área Premium, encontrarás la selección que nuestros analistas han hecho sobre los sectores y acciones más cistas en bolsa y que se comportan mejor en este momento. Además de Herramientas para invertir a corto, medio y largo plazo.
 

Suscríbete ahora  por menos de 5 euros al mes  y  tienes 15 días para probarlo. Podrás cancelarlo sin ningún tipo de compromiso en caso de que no se ajuste a tus expectativas.

Hoy más que nunca, es el momento de apoyar los servicios que utilizas habitualmente y nos ayudarás a seguir siendo independientes.

Quiero Colaborar