La ampliación de capital, “siendo una buena operación a largo plazo según las agencias de calificación, porque no va a mermar los fundamentales de BBVA y por la apuesta estratégica que supone ya que Turquía es el quinto país emergente más interesante con unas perspectivas de crecimiento importantes, no ha sido el mejor momento para realizarla en un contexto en el que la especulación se está cebando con la banca española por los problemas que hay con la deuda irlandesa porque esto está dando argumentos para abrir posiciones cortas”.

Si bien es cierto que “durante las sesiones del viernes y del lunes BBVA inició un rebote rompiendo la directriz bajista que trazábamos desde finales de octubre pero, a lo mejor, es pronto para pensar que lo peor ya ha pasado puesto que no se ha aprobado ningún plan de rescate a Irlanda y será cuando se apruebe éste cuando veremos el suelo de BBVA”.

Necesitamos tu colaboración más que nunca

Si eres seguidor de Estrategias de Inversión y te resultan atractivos nuestros análisis, informes y herramientas, hoy es el momento de beneficiarte de nuestros contenidos Premium y ayudarnos a seguir siendo independientes.

La emergencia del coronavirus ha ocasionado un lógico desplome sin precedentes de la publicidad y es importante que sigamos siendo independientes para ofrecerte los análisis y herramientas que miren por ti.
 

Suscríbete ahora y  tienes 15 días para probarlo. Podrás cancelarlo sin ningún tipo de compromiso en caso de que no se ajuste a tus expectativas.

Hoy más que nunca, es el momento de apoyar los servicios que utilizas habitualmente

Quiero Colaborar