MADRID, 07 FEB. (Bolsamania.com/BMS) .- BBVA sondea al mercado para realizar otra emisión de bonos convertibles contingentes (CoCos) para reforzar su capital. Para ello ha contratado a tres firmas con las que inicia hoy un road show por Europa y Asia. Estos bonos computarán como Additional Tier I bajo CRD-IV (Capital Requirements Directive) (Basilea III); como Capital Principal para el Banco de España (BdE); y como Buffer Convertible Capital Securities según la Autoridad Bancaria Europea (EBA en sus siglas en inglés). Un “3x1” que incluye otras ventajas: estos insólitos bonos disponen de cupón no acumulativo y conversión ante potenciales escenarios de solvencia. Esto es, se convierten en acciones a precios de mercado sobre todo en caso de generación de pérdidas o con la reducción en los niveles de capital del banco. En concreto, se convierten en acciones si el ratio de core capital común de Tier 1 se sitúa por debajo del 5,125% o si el core Tier 1 es inferior al 6%.

ADVERTENCIA DE S&P Y PREVISIÓN DE EMISIONES POR HASTA 150.000 MILLONES

La agencia de calificación S&P alertaba ayer del riesgo de estos CoCos y avisaba que bajará el rating sectorial de estos instrumentos en al menos un escalón. Desde Bankinter recuerdan que, con la llegada de Basilea III, estos instrumentos computarán como Tier I en los ratios de solvencia de las entidades financieras, “por lo que se espera que el sector sea muy activo en la emisión de estos productos durante los próximos tres años (el volumen esperado es de 150.000 millones de euros)”. Varias entidades europeas, como Barclays, Société Générale, Credit Suisse o BBVA, emitieron CoCos durante 2013.

BBVA FUE EL PRIMERO

El 30 de abril del año pasado, y después de avanzarlo en la presentación de sus resultados trimestrales, BBVA se convertía en el primer emisor europeo de esta nueva generación de instrumentos Tier 1. La entidad vasca realizaba una emisión de 1.500 millones de dólares de esta deuda perpetua pocas semanas después de la aprobación de la nueva normativa de capital en Europa. BBVA destacaba sobre estos bonos su capacidad para absorber pérdidas vía conversión en acciones ante eventos de solvencia.

El cupón de su emisión fue de un 9%, 50 puntos básicos por debajo de la referencia inicial “ante la fortaleza de la demanda”, explicó la entidad; y se colocó entre inversores cualificados extranjeros con un libro de órdenes que superó los 9.000 millones de dólares y con la participación de más de 400 inversores. “Hemos reforzado sustancialmente nuestra base de capital y hemos liderado el mercado”, valoraba entonces Manuel González Cid, director financiero de BBVA: “Una vez más, BBVA ha contado con un amplísimo respaldo de los inversores internacionales”.

Fitch le otorgó la calificación “BB-” a estos bonos perpetuos de BBVA, cinco escalones por debajo de la viabilidad del banco, que está en “bbb+”

El 1 de octubre, Banco Popular se sumaba a BBVA. La entidad emitía 500 millones de euros en estos bonos. La diferencia con el banco vasco es que la emisión de Popular estuvo referenciada en euros en lugar de en dólares.

En octubre del año pasado, Banco Santander explicaba a Bolsamanía que la entidad no desvela su estrategia de emisiones, mientras Banco Sabadell no se planteaba una emisión de esas características. CaixaBank y Bankinter tampoco se habían planteado entonces esta opción.

Sara Carbonell/María Gómez

Aprende a invertir a corto, medio y largo plazo.

En Estrategias de Inversión hemos desarrollado nuestra septima edición del Programa Práctico de  Estrategias de Inversión y Trading para aprender a invertir a corto, medio y largo plazo.

Aprenderás a invertir con profesionales de los mercados financieros y utilizando las técnicas que realmente funcionan a la hora de invertir.
 

Solicita información gratuitamente  y descubre  nuestro programa pensado para inversores particulares.

 

Pide información