En OptionElements hemos desarrollado un software propio de análisis cuantitativo y minería de datos con capacidad para navegar en cada uno de los sucesos que pueden dar forma a posibles pautas de mercado y así conocerlas en profundidad. El nombre del software es Opus Quantum y a partir de ahora lo utilizaremos para mejorar nuestras estrategias actuales así como para el desarrollo de otras posibles estrategias.

En trading en general, y muy especialmente en trading con opciones, es importante poder asignar probabilidades a los diferentes escenarios futuros que podemos encontrarnos durante la vida de nuestra posición. Especialmente con ese cometido hemos creado este software de análisis y simulación.
 
Un buen ejemplo de esto es el análisis estadístico realizado sobre las últimas caídas vistas en los mercados estos días:

Básicamente el pasado día 18 de Enero lunes analizamos todas las ocasiones en las que el índice del Nasdaq (NDX) había estado por debajo de la media de 200 sesiones y además había caído más de un 10% en las ultimas 12 sesiones desde 1990 hasta la actualidad.

Obtuvimos un total de 168 ocasiones las cuales en su inmensa mayoría se encontraban obviamente en entornos de mercado de fuertes bajadas (2001-2002 (crisis .com), 2008 (quiebra Lehman Brothers), verano de 2011 y Enero de 2016).

Pues bien, la pregunta que necesitábamos responder era qué tipo de escenario nos tuvimos X cantidad de días después de cada caída. Y en qué niveles aproximados podríamos estar moviéndonos en el muy corto plazo. Y con las respuestas estructurar algún tipo de estrategia de opciones en función a ellas. ¿Subíamos? ¿Bajábamos? ¿Permanecíamos laterales? ¿Durante cuánto tiempo y qué rango de movimiento?

Nuestra herramienta se encargó de hacer estos cálculos por nosotros y nos ofreció la siguiente tabla:

o1


(La primera columna detalla la cantidad de movimiento posterior en términos de rangos porcentuales. Las siguientes 4 columnas marcan la cantidad de días después de cada caída y en cada una de sus filas el número de veces en términos reales y porcentuales que el índice se ha encontrado en ese rango de diferencia).

Vemos en ella (los 2 cuadros rojos) que aproximadamente con una probabilidad de más del 74% el precio fluctuaba entre un +5% arriba y un -20% abajo en los próximos 5 a 10 días. Era por tanto un escenario claro y perfectamente definido para la venta de un call spread Vertical (estrategia lateral-bajista con opciones) de muy corto plazo.
Por ello, nos dispusimos en la apertura americana el día siguiente martes a vender dos unidades de call spreads 4550-4625 sobre el NDX cuando este cotizaba a 4201,20. Ingresamos por ellas unas primas de +$877.

Como vemos en la siguiente imagen del software de Optionvue esta estrategia generaba beneficios en caso de que el NDX permaneciera lateral o prosiguiera su caída. Inclusive podría subir de forma leve y también ganaríamos con la estrategia. Tenía theta a favor lo que implica que el mero paso del tiempo le beneficia constantemente. En caso de darse subidas, que por cierto existía una probabilidad de aproximadamente un 25% de que se dieran, la consiguiente bajada de volatilidad implícita (desde unos actuales niveles muy altos, por cierto) iría a favor nuestro amortiguando posibles pérdidas latentes o inclusive todavía dándonos leves beneficios.

o2
 
A continuación vemos el gráfico de precios diario del NDX con el escenario de  ganancias y pérdidas que nos daba la posición. Y vemos cómo en el caso de subidas del índice (contrario a lo que nosotros esperamos y queremos) al pasar los días y bajar la volatilidad implícita seguimos teniendo beneficios (hasta cierto punto).

o3


Nos salió redonda la posición. Justo al día después, miércoles 20 de Enero, ante las bajadas vistas entorno a las 17.00 horas con el NDX en niveles de 4021 decidimos cerrar la posición con unos beneficios de +$640 (casi el total de potenciales beneficios posibles). No esperábamos salir de esta posición tan pronto en apenas 1 día de trading. Sin duda la pauta apuntada por nuestro estudio se ha dejado notar desde el primer día de una forma muy contundente.

o4


No obstante, lo que queremos resaltar realmente en este artículo es que podemos crear estrategias con opciones para aprovechar cualquier tipo de escenario de mercado: alcista, bajista, lateral o bien una combinación de éstos. Si a esto le añadimos información cuantitativa elaborada con una herramienta diseñada para asignar probabilidades de ocurrencia, entre otras muchas cosas, sin duda estaremos enfrentándonos al mercado con unas notables posibilidades de éxito.

Ricardo Sáenz de Heredia
OptionElements