ASML, fabricante neerlandés de máquinas de litografía para crear microchips, registró en el primer trimestre de 2022 un beneficio neto de 695,3 millones de euros, lo que supone un descenso del 47,7% respecto de las ganancias contabilizadas en el mismo periodo del año pasado, según ha informado este miércoles la compañía.

De esta forma, el beneficio por acción de ASML se situó en 1,73 euros, un 45,9% menos que la ganancia de 3,20 euros por título registrada un año antes.

En el conjunto del trimestre, las ventas netas totales de ASML se situaron en 3.534,4 millones de euros, un 19% menos. Por segmentos de negocio, las ventas de productos cayeron un 26,9%, hasta 2.287,2 millones de euros, mientras que las de servicios se mantuvieron estables en 1.247,2 millones.

A cierre del primer trimestre, ASML contabilizó nuevos pedidos por valor de 6.977 millones de euros, lo que supone un descenso del 1% en comparación con el año anterior.

Los costes asociados a las ventas alcanzaron los 1.803,4 millones de euros, un 10,3% menos, al tiempo que los de venta, generales y administrativos se elevaron un 23,3%, hasta 207,7 millones de euros. La partida de investigación y desarrollo (I+D) se elevó un 18,5%, hasta 738,7 millones.