Chengdu, en la provincia china de Sichuan, y Tilburg en Holanda, las dos ciudades en los extremos opuestos de la masa continental euroasiática, están ahora estrechamente conectadas a través de un tren intercontinental que se extiende a lo largo de casi 11.000 kilómetros. En una reciente entrevista con Xinhuanet, Roland Verbraak, director general de GVT Group of Logistics, el socio holandés del Chengdu-Europe Railway, ha elogiado esta iniciativa: "No solo se están estrechando nuestras relaciones con los socios chinos, sino que las dos ciudades de Chengdu y Tilburg se han convertido en ciudades hermanas. El desarrollo internacional de Chengdu está progresando mucho y a un ritmo muy rápido".

Estrategias de Inversión
¡Atención!  Los índices se preparan para rebotar
¡Atención! Los índices se preparan para rebotar

"El comunicado en el idioma original, es la versión oficial y autorizada del mismo. La traducción es solamente un medio de ayuda y deberá ser comparada con el texto en idioma original, que es la única versión del texto que tendrá validez legal".

- Business Wire