La consolidación del poder de las grandes empresas de tecnología, el colapso de las protecciones de privacidad y la incesante difusión de noticias falsas son los tres mayores desafíos que enfrentan la salud de internet, según el primer Informe de la Salud de Internet de Mozilla, dado a conocer hoy.

La publicación del informe anual llega al mismo momento que el escándalo de Cambridge Analytica, que ha arrojado luces a los tres temas e incentivado llamados a repensar, reformar y regular muchos aspectos fundamentales de internet.

Mozilla es una entidad sin fines de lucro, creadora del navegador de código abierto Firefox. Dio a conocer un prototipo del Informe de la Salud de Internet en 2017 con el objetivo de iniciar a un movimiento social que involucre a formuladores de políticas, empresas y al público en la protección de internet como un recurso global que sea abierto, seguro, humano y acogedor para todos. El informe completo de 2018 se creó en colaboración con becados de Mozilla y defensores de derechos de todo el mundo, y recopila datos, investigaciones e historias que muestran cómo la salud de internet está evolucionando a través de cinco temas fundamentales: privacidad y seguridad, descentralización, apertura, inclusión digital y alfabetización digital.

“Aunque el constante redoble de titulares sobre vulnerabilidades de privacidad y noticias falsas puede hacer parecer que internet se está saliendo de control, el Informe de la Salud de Internet retrocede un paso para que podamos ver la imagen completa de cómo se conectan todos estos temas y cómo impactan en la experiencia diaria de vivir en línea”, dijo Mark Surman, director ejecutivo de la Fundación Mozilla. “Al mismo tiempo, el informe revela innovaciones de base, nuevos modelos y tendencias que van en la dirección correcta y que ofrecen una hoja de ruta para reformar y reconstruir una internet que sea buena para los miles de millones de personas que dependen de ella”.

A pesar de los grandes desafíos puestos de manifiesto en el informe de 2018, también señala las mejoras en rubros que incluyen acceso, asequibilidad y encriptación. Y exhorta a un análisis detallado más cercano de conflictos, como la creciente tensión entre proteger la libre expresión y abordar el acoso en línea y el surgimiento de tecnologías con potencial para transformar internet, como hardware de código abierto y cadena de bloques.

“Básicamente, el informe busca mostrar qué hacer para que internet sea más saludable. No es solamente un desafío técnico o de ingeniería, sino un desafío humano”, agrega Surman. “En este momento crítico de la historia de internet, tenemos una oportunidad de aspirar y construir una internet libre, abierta, segura y acogedora que esté impregnada de valores humanos”.

De todas maneras, el informe de 2018 dice que la prioridad debe estar en abordar estos tres aspectos críticos:

  • Consolidación del poder de las grandes empresas de tecnología: Unas pocas grandes empresas de tecnología, como Facebook, Google y Amazon, se han entrelazado en la vida diaria de las personas y también con la economía global, el discurso cívico y la propia democracia. A través de prácticas empresariales monopólicas que son específicas de la era digital, estas empresas están afectando la privacidad, la apertura y la competencia en internet. Para abordar la descentralización, el informe explora cómo gobiernos, consumidores y tecnólogos deben impulsar una competencia justa, innovación abierta, interoperabilidad y parámetros más fuertes.
  • Noticias falsas y su principal causa - la quebrada economía de la publicidad en línea: Las “noticias falsas” han alcanzado proporciones epidémicas en todo el mundo, y en gran parte esto se debe a la economía de publicidad en línea subyacente, que recompensa el abuso, el fraude y la información equivocada. Para detener las noticias falsas, debemos observar cambios radicales en los modelos de negocios de internet y en su regulación.
  • Privacidad y seguridad en Internet de las Cosas (IoT, Internet of Things): Aunque la privacidad del consumidor es vulnerable en cada faceta de internet, el informe pone de manifiesto que se espera que 30,000 millones de dispositivos estén conectados en línea para 2020. Asegurar que esos dispositivos no estén empuñados colectivamente como un arma debe ser la principal prioridad. Se deben corregir deficiencias de software y hardware, y malas prácticas de gobernabilidad para asegurar la Internet de las Cosas.

Acerca de Mozilla

Mozilla es una entidad sin fines de lucro que cree que internet debe permanecer siempre como un recurso global público, abierto y accesible para todos. Su trabajo está guiado por el Manifiesto de Mozilla. El trabajo directo de la Fundación Mozilla se centra en avivar el movimiento por una internet abierta. Mozilla realiza esto conectando a líderes de Internet abierta y movilizando a activistas de base alrededor del mundo. La Fundación también es el único accionista de la Corporación Mozilla, creador de Firefox y otras herramientas de código abierto. La Corporación Mozilla funciona como una empresa social autosostenible — el dinero que gana a través de sus productos se reinvierte en la organización.

 

"El comunicado en el idioma original, es la versión oficial y autorizada del mismo. La traducción es solamente un medio de ayuda y deberá ser comparada con el texto en idioma original, que es la única versión del texto que tendrá validez legal".