Estábamos esperando que Estados Unidos siguiese con las correlaciones que había mostrado Europa esta mañana, y así está siendo, ya que si miramos por dentro los sectores del SP 500, tenemos que los mejores del día son el de materiales y el de energía.
 
Los dos se ven claramente favorecidos por las cifras que tenemos encima de la mesa, como por ejemplo un euro-dólar que está subiendo 0,4% y está atacando fuertemente la resistencia de los 1,14, dando un nuevo paso para intentar buscar un swing alcista que nos lleve a la parte alta del canal alcista que viene desde los mínimos del año.
 
Precisamente, los movimientos en las divisas marcan perfectamente la diferencia de comportamiento entre Estados Unidos y Europa, ya que está empezando a ganar claramente, ya desde hace tiempo, Wall Street.
 
Vean en el gráfico adjunto al SP 500 desde los mínimos de febrero de este año y cómo lo han hecho sus principales sectores. Está claro que hay una mejora significativa de todos ellos, pero vemos perfectamente que hay división en tres partes.
 
Los dos de abajo del todo, los que peor lo han hecho, son el de Comsumer Staples y justo encima tenemos al de Utilties.
 
Los del medio, que son cuatro, de abajo arriba: cuidados de la salud, tecnológicas, consumo discrecional y el industrial.
 
Los más importantes de todo, los tres mejores son, de abajo a arriba: financiero, materiales y energía:
 
sect21

 
El crudo ha sido uno de los generadores de movimiento más claro que hemos tenido los últimos tiempos y hoy lo sigue siendo en Estados Unidos porque se coloca por encima de los 51,1 dólares, primero haciendo caso a la rebaja de la reservas de crudo anunciadas por el Instituto API y ahora mismo reaccionando también a las oficiales, que nos muestran una rebaja de -3,22 millones cuando se esperaba una reducción de -2,74.
 
Con todo, en estos momentos, tenemos al Dow Jones que ha llegado a tocar ligeramente por encima de los 18.000 puntos, el Nasdaq todavía se mantiene con problemas sin poder superar los máximos del año y el SP 500 se mantiene por encima de los 2100 puntos.
 
En resumidas cuentas, de momento el apoyo en el mercado norteamericano está claramente marcado en muy pocos súper sectores y necesitaríamos mucho más vigor en el resto.