Como se puede ver, el rebote desde el 38,2% de Fibonacci en 123 nos ha llevado a la resistencia y ayer cerramos por debajo, dejando una karakasa invertida que refuerza la resistencia.

Ahora hay que estar atentos para ver si nos paramos otra vez y el RSI pierde su directriz alcista y las ventas aparecen otra vez:
usdjpy