¿Qué es lo primero?.

Me refiero, por un lado,  a la incertidumbre de los mercados hacia el futuro. Aunque, también puede ser la incertidumbre que muestran las autoridades monetarias sobre cómo proceder.

Los mercados se nutren de la certidumbre de las autoridades, algo que falla en estos momentos; la incertidumbre y potencial riesgo desde los mercados contribuye a la propia incertidumbre de las autoridades.

 

Ya les he comentado en alguna ocasión que un escenario incierto no tiene por qué ser volátil.

Pero, sin duda, unos mercados dominados por la inestabilidad añaden más incertidumbre al escenario.

 

 

Los bancos centrales priman la Estabilidad financiera por encima de todo. Y esto reduce la volatilidad.

Claro que, muchos consideran que esta estrategia se convierte en un riesgo más a futuro en términos de excesos de apalancamiento y sobre valoración.

 

De hecho, no es extraño que en una misma jornada puedan escuchar contradicciones como estas desde varios bancos centrales (y diferentes consejeros de un banco central)….

 

1.    Es imprescindible luchar contra el riesgo de desinflación

a.    Más tarde o más temprano la inflación va a aumentar

b.    Depende de los precios externos y de las monedas

c.    Es fundamental que la los salarios no se indicien con la inflación a la baja

 

2.    La política monetaria expansiva plantea riesgos a medio y largo plazo

a.    Aún hay margen para ampliarla

b.    ¿con tipos de interés más bajos? Si, no, quizás

 

3.    La política monetaria no es efectiva

a.    La política monetaria sigue siendo efectiva

b.    Es necesaria, pero no suficiente

 

4.    La mejora del empleo supone un factor de confianza empresarial

a.    Inquieta la baja productividad para el crecimiento potencial

b.    Hay serias dudas sobre el nivel de desempleo natural

c.    Los salarios acabarán subiendo, aunque no está claro cuándo

 

5.    No hay burbujas de precios en los mercados

a.    Los bancos vigilan la existencia de excesos

b.    La política monetaria tiene objetivos concretos….la macroprudencial debe luchar contra los excesos

 

Como ven, dentro de este impasse los inversores se ven forzados a tomar más riesgo en sus carteras.

Más riesgo no significa necesariamente bolsa. Pero, ¿quién puede llevarle la contraria a los bancos centrales? Aunque el momento del ciclo te diga otra cosa. Los mercados, los bancos centrales, siempre tienen razón con la información disponible. Eso es al menos lo que se dice.

 

 

 

José Luis Martínez Campuzano

Estratega de Citi en España