Hemos conocido que Europa bloquea la venta de O2 a Hutchison, por lo que las ventas en la española aceleran hasta ser de -1,6%.
 
Hace unas semanas hubo un rayo de esperanza al ver que el acumulación distribución había conseguido romper el canal bajista que nos había colocado en muy mala situación técnica porque nos ponía por debajo de la directriz alcista desde los mínimos de la crisis.
 
Sin embargo, la situación actual vuelve a meter presión a la compañía y además el desarrollo de los acontecimientos en 2015 hacen que debamos tener muchísima precaución.
 
El meollo de todo el asunto está en el gráfico a meses. Si miran el gráfico adjunto, verán que los máximos de 2015 están justo a la altura de los máximos de 2007 y que la recuperación desde los mínimos de 2012 vino por ese rebote en la media de 200 meses junto con la sobreventa. Tanto en la debilidad de 2007 a 2012, como la recuperación desde 2012 a 2015, el RSI ha jugado un papel importante a la hora de guiar el movimiento. Una vez que llegamos a la zona de los 14 €, el RSI ya había perdido fuerza y hubo una especie de envolvente bajista en zona de máximos con un RSI que no alcanzó la sobrecompra, por lo que con respecto a los máximos de 2007, nos deja una fuerte divergencia bajista que se está cumpliendo.
 
Con todo lo anterior, si se fijan, estamos otra vez cerca de esa media de 200 meses que fue apoyo en 2012, por lo que perder los mínimos del año es algo extremadamente grave porque puede meternos en serios problemas.

 

tef