las telecomunicaciones estaban pendientes de la votación en Europa sobre una reforma del sector y en donde sea votado mayoritariamente a favor en determinar con el roaming, buscando que se abaraten los costes de las comunicaciones para los ciudadanos.

Este pago extra al salir de la Unión Europea deberá terminarse en diciembre de 2015. Se está hablando de un auténtico éxito porque es el fundamento de la Unión Europea, eliminar todas las barreras internas.

También sea votado por la neutralidad de la red, es decir que todo el tráfico de Internet debe ser tratado de forma igual, independientemente del contenido, algo que corta las aspiraciones de crear tasas distintas para velocidades de acceso superiores en función de lo que se vierta a la red, así que hay límites para poder hacer pagar una cota a los grandes de internet como Facebook, Google, etc.

La decisión de terminar con el roaming podría afectar al 5% de los ingresos de las telecomunicaciones, pero desde la Comisión Europea se cree que al abaratar los costes, más personas atreverán a llamar, por lo que podría compensarse.