La inflación y el Banco central europeo son los protagonistas de la sesión y muy probablemente lo sean constantemente hasta el jueves que viene, donde conoceremos la decisión sobre los tipos del BCE y los comentarios que tenga que hacer su presidente de cara la situación económica.


No debemos olvidar que el viernes tenemos el dato de creación de empleo de Estados Unidos de marzo y ambos datos macro podríamos decir que son la punta de lanza de la situación macroeconómica que tenemos encima de la mesa.

Europa y Estados Unidos llevan caminos divergentes que se personalizan en las actitudes y políticas monetarias de los bancos centrales.

Por un lado, la Reserva Federal ya tiene en el punto de mira las primeras subidas de tipos de interés y lo que se espera de los datos macro es que aparezcan mejores de lo esperado para poder seguir apoyando la visión de una economía lo suficientemente fuerte como para poder aguantar los recortes de los programas cuantitativos y después las subidas de tipos.

Por parte europea, en el caballo de batalla está en la inflación. Recordemos que la subida de los últimos días apareció por esos comentarios del presidente del Bundesbank diciendo que daría el visto bueno a movimientos para poder apoyar la economía y atacar la deflación, algo que fue matizado este fin de semana intentando neutralizar ese exceso de optimismo que desataron esas palabras.

Pues bien, hoy hemos conocido la lectura preliminar de la inflación interanual de marzo que ha quedado más baja de lo esperado, a la cota más baja desde 2009. Esto, debería sentar bien a los mercados de riesgo porque se une a las palabras del Fondo Monetario Internacional en Europa en donde dicen que hay espacio para una política monetaria más laxa y que la baja inflación puede hacer más difícil luchar contra la deuda junto con un crecimiento muy modesto, pero ya hay parte descontado y estamos cerca de máximos, por lo que necesitamos que los dos eventos de la semana se resuelvan de manera satisfactoria para poder seguir avanzando.

Por lo tanto, los datos de inflación ayudan a pensar que la presión aumenta para que el jueves el BCE inicie o anuncie algún tipo de acción para poder ayudar a la inflación.

Sin salir del tema, hay un problema paralelo, que venimos arrastrando desde el comienzo de la crisis, y es que la periferia necesita unas medidas pero el centro de Europa otras. Los mercados se tomaron muy bien que el Bundesbank diera una especie de visto bueno a los posibles futuros movimientos del Banco Central Europeo, pero ya tenemos la réplica con esa especie de informe filtrado desde el ministerio de economía a los medios alemanes en donde aparecen referencias a una posible subida de tipos de interés en Alemania y una escalada de los intereses de la deuda en el secundario de ésta por encima del 2%.

Precisamente, el mercado secundario de deuda está muy revuelto ya que comenzamos la sesión con una bajada generalizada de los tipos de interés, después de evolucionamos a una situación en donde la estructura era positiva para los activos de riesgo, aumento de los tipos en la deuda segura, bajada en la periferia, y en estos momentos, una vez ya con los datos de inflación en la mano, la subida de tipos se está empezando a generalizar y en la periferia Italia ya empieza a subir hasta el 3.3% y España se sostiene en el 3.22%. Alemania por su parte es una de las que más sube y se sitúa en el 1.58%.

Alemania es la que está con el paso cambiado hoy y esto empieza desde el mercado secundario de deuda como hemos visto antes.

El futuro del Ibex 35 sube +0.5% pero el alemán está ya en negativo -0.09% y el francés pierde -0.25%. Recordemos que en muchos de ellos estamos en los máximos del mes y necesitamos un catalizador fuerte para poder superar esa resistencia, y tenemos dos eventos que invitan a la espera, como la reunión del jueves el BCE y el dato de empleo de Estados Unidos del viernes.

En estos momentos los recursos básicos siguen siendo los mejores del día con +0.92% con la vista puesta en los estímulos de China. Servicios financieros suben +0.52% y los bancos mejoran +0.5%, valores que están sosteniendo al Ibex 35 como uno de los mejores de Europa junto con un buen comportamiento del mercado secundario de deuda.

Las utilities son las peores con un descenso de -0.49% seguido de los valores de inversión inmobiliaria que caen -0.17%.

No debemos olvidar que hoy es el último día de trading del mes y que puede aparecer la prepauta del primer día del mes que consiste en ventas casi inexplicables o aprovechando una excusa puntual.