Jornada de transición a estas horas en las bolsas europeas con pocos cambios. Las intentonas alcistas habituales, dada la tendencia predominante se están viendo frenadas por la debilidad del sectorial europeo de petróleo y de gas, que baja ahora más del 1%. Y es que el petróleo no levanta cabeza, apabullado por los datos de inventarios que recibe día sí y día también que están rompiendo récords. Y además dada la situación de contango, hay mucho petróleo almacenado que no se está contando en esas reservas y que irá apareciendo paulatinamente.
 
 
El Ibex hoy sube algo, pero a los operadores les preocupa el Sabadell. No tanto por su peso específico, sino porque viene a recordar el talón de Aquiles del Ibex. Las ampliacjones de capital constantes en el sector bancario, que pesa muchísimo en el Ibex, y que le quitan las ganas de invertir en banca española, hasta al Santo Job. Porque estas ampliaciones siguen y siguen y no parece que vayan a terminar. Y el descuento medio está siendo duro entre el 5 y el 10%.
 
 
Mientras el lío de Grecia sigue influyendo poco en los mercados, aunque la situación tiene mala pinta. Syriza marea la perdiz, un día tras otro, y el Eurogrupo no se fía absolutamente nada, y no va a dar dinero, mientras no lo vea clara, si es que lo ve alguna vez. De momento todo el peso sigue cayendo en el BCE que es quien salva la situación con sus ayudas, pero claro tampoco puede estar así eternamente.
 
 
Ya el otro día diseccionábamos el dato de PMI de Chicago para hacerles ver que era muy malo, y que nos llevaba un poco más allá de lo que parecía en cuanto lo negativo.
 
 
Veamos ahora el no menos mal dato de ventas al por menor de ayer.
 
 
Mayor distancia entre previsiones y el dato real desde mayo de 2010. Lo del cuento de la nieve no es real, los analistas ya sabían que había nevado.
 
 
Y tercer mes consecutivo de descenso, y esto si que es muy raro. De hecho según datos de Bespoke, desde 1.992 no había pasado antes más que cuatro veces antes. Y en todos los casos no pronosticaban momentos bursátiles demasiado buenos.
 
 
El primero a partir del 31 de octubre de 2010.
 
El segundo a partir del 30 de noviembre de 2001.
 
El tercer a partir de julio de 2008, este fue muy largo y duró hasta diciembre.
 
Y el último a partir del 30 de abril de 2012, que tampoco fue un momento bursátil bueno.
 
 
Esta vez, ya sé, será diferente, ya, ya…Si no fuera por esas recompras de acciones propias que lo distorsionan todo al alza en Wall Street, estarían empezando a sonar ya muchas alarmas.
 
 
Pasemos a una reflexión operativa, para los lectores que como un servidor estén interesados en la operativa intradía.
 
 
Se nos viene un problema encima que seguramente muchos de ustedes ya estén notando.
 
 
Las sesiones en bolsa operando con futuros sobre índice, como el Ibex, el dax, se están haciendo cada día más lentas, y cuesta mucho moverse en intradía.  Esta mañana el futuro del Ibex por ejemplo apenas se movía con extrema lentitud en un rango que no llegaba ni a 20 puntos.
 
 
Sigo pensando que estamos ante una estructura alcista, con la QE tapando todo, incluso aunque hubiera un lío en Grecia, con lo cual debemos esperar, más de esto durante bastante tiempo. Y es evidente que en el intradía se vive bastante de la volatilidad, no nos favorece nada cuando se ralentiza todo.
 
 
¿Quieren otra razón para que esto siga alcista? Vean este gráfico de flujos de dinero a fondos europeos y americanos.

 
 
Como ven es impresionante, como se va el dinero de EEUU y entra totalmente casi la misma cantidad a Europa, y esto va a seguir así más tiempo.
 
 
Vean este gráfico del Ibex con su ATR debajo, es decir la media de rangos diarios (máximo- mínimo)

 
 

La línea horizontal está echada en el cierre del indicador de ayer.
 
 
Como ven estamos en uno de los momentos más lentos del Ibex desde el año 2007, y como rompa resistencias puede ser mucho peor, miren lo que pasó en la gran subida de 2003 a 2006, que como suele ser habitual en este tipo de movimientos cursó con gran lentitud dentro del día.
 
 
Hay que estar preparados, mi recomendación ya la saben, no centrarse tanto con la bolsa en el intradía y abrirse al maravilloso mundo de las energías, de los metales preciosos, por ejemplo, que a mí cada día me gusta más, y veo más operativo en el intradía.
 
 
La volatilidad ahora mismo en petróleo, gas, oro, plata por ejemplo, sigue siendo absoluta y totalmente operativa, y cuando uno se acostumbra, lo mismo da estudiar el gráfico del Ibex que el del petróleo, incluso a veces hasta se agradece no estar en un mercado condicionado por tantas cosas como las bolsas, y donde no aparecen todo tipo de políticos de personajes a cortar las tendencias cuando no les interesan.
 
 
En cualquier caso, el peligro para las bolsas, sigue siendo Wall Street. ¿Suele resistir Europa si EEUU cae? Pues no parece que sea muy normal a la luz de este excelente estudio de Morningstar que pueden ver en este enlace:
 
 
¿Qué pasaría si el mercado americano corrigiera?
¿Podría subir el mercado europeo en caso de que cayera el americano? Lo hemos comprobado con datos históricos
 
Esta cita parece clara:
 
 
En términos medios, las caídas del mercado europeo han sido en todos los periodos analizados superiores a las caídas del mercado americano. Lo más probable, por lo tanto, es que el mercado europeo amplifique los posibles descensos del mercado estadounidense, independientemente de si este último cae poco o cae mucho

 
Como venimos diciendo en los últimos días las divisas están influyendo mucho en bolsa. Puede que estemos con el euro precisamente muy cerca de una buena oportunidad de trading, con la posible llegada al soporte psicológico de la paridad. Lo pueden ver en este artículo que he preparado:
 
 
 
Y tampoco viene mal relacionado con todos estos movimientos en divisas, leer este interesante artículo de slowinver:
 
 
Como gestionar el riesgo al invertir en dólares
 
 
 
Vean esta cita:
 
 
La posibilidad más sofisticada es la de cubrir nuestras inversiones en dólares.
Para ello, debemos tener abierta una cuenta forex: Una cuenta que nos permita ponernos cortos (vendidos) o largos (comprados) en el  par EuroDolar.
Por ejemplo, si compramos 1100 dólares de Apple con una cuenta en dólares, o una cuenta con conversión automática a dólares: tendremos dólares comprados.
Por tanto cubrimos ese riesgo comprando euros en la misma cantidad: compraremos 1000 eurodólares, que cubren los 1100 dólares (suponiendo  paridad eurodólar 1 a 1,10)
Al vender Apple, deshacemos la posición de eurodólares.
¿Significa eso que para comprar 1000 euros de Apple necesito  otros 1000 euros para hacer la cobertura?
No, porque las cuentas del forex están apalancadas: Si su apalancamiento es 1 a 10, que es muy habitual, con 100 euros en la cuenta (el margen de garantía) puedo comprar 1000 eurodólares. Y además  las comisiones son muy bajas.
No es muy complicado hacer cobertura, aunque son más fáciles los dos primeros métodos. Además hay que hacer algunos números para calcular el margen que necesitamos y como nos afecta a la rentabilidad.