Bajadas a estas horas en Europa.  Lo cual no tiene nada de raro, pues los gráficos dicen claramente que la tendencia europea no es precisamente muy alcista que digamos desde hace tiempo.
 
Tenemos por el lado negativo la bajada del sector de lujo, tras los malos resultados de LVMH. Este valor baja alrededor del 3% uno de los peores del Stoxx 600 y arrastra a otros del sector. Así tenemos a Christian Dior bajando 2%, Burberry el 1,8% y Kering el 1,6%.
 
Además a Europa no le hace falta mucho para montar papelones, y San Wall Street anda muy flojo desde que las grandes instituciones pasaron a neutrales.
 
Pero curiosamente, limita la pérdida la fuerte subida del sectorial de materiales básicos. Y eso que Alcoa baja 5% tras dar ayer después del cierre malos resultados. Pero el caso es que el sector que está como una moto en los últimos tiempos, hoy se encuentra con una subida de los futuros sobre mineral de hierro en China del 6%. De hecho están cerrados por llegar a su límite máximo diario, y en máximos de 10 meses. Con todo esto el sector sigue muy fuerte, y es de peso en los índices generales.
 
La bajada del dólar les está dando la vida, la verdad sea dicha.
 
Por lo demás seguimos en una zona de atasco y poco clara con la que hay que andarse aún con cuidado.
 
El gran aliciente de la subida de ayer era la subida de los bancos italianos por el famoso acuerdo.
 
He estado revisando bien las cifras. El pufo de los bancos italianos es de 360.000 millones de euros, el famoso acuerdo que está disparando las compras es de 5.000 ridículos millones de euros. Mejor ser prudente y aprovechar la subida para soltar lastre italiano y no meterse en nuevos líos.. Ya a estas horas muchos operadores están volviendo a vender bancos italianos, viendo lo totalmente insuficiente que es el acuerdo.

Otro factor que hay que vigilar es al yuan chino.
 
Ya saben que las grandes fases de bajadas desde el verano de las bolsas europeas, coinciden con devaluaciones del yuan chino.
 
Pues bien los chinos que son especialistas en cuentos chinos, cómo no, nos la han jugado. Si recuerdan, en todos mis comentarios desde hace semanas estaba diciéndoles que este factor se había tranquilizado y no estaba perjudicando a las bolsas. Pero craso error, del que me acabo de dar cuenta hoy leyendo la web de zero hedge.com. Muy hábiles los chinos. Lo que miramos todos es el cruce del dólar contra el yuan, pues damos por hecho que es representativo de la realidad del yuan… pues ahí está el truco. Están cuidando artificialmente ese cruce, cuando en realidad el yuan sí que se está devaluando y de qué manera. Simplemente se devalúa contra el resto de monedas que no sean el dólar, y si no vean este gráfico de Zero Hedge.com
 
s1

 
Eso de Yuan Basket sería una cesta del yuan contra las 13 monedas de países con los que comercia de manera más fuerte.
 
Como ven nos la están dando con queso, sostienen el cruce con el dólar, pero la realidad es que al yuan sí se está devaluando y ¡de qué manera!, está en mínimos desde diciembre de 2014, y mucho peor que cuando nos la dimos en bolsa en el verano de 2015.
 
Es muy importante que tengamos en cuenta esto. Para los mercados esto es una muy mala noticia, y nos perjudica mucho.
 
Este puede ser un factor que nos haya perjudicado en las últimas debilidades constantes que presentan las bolsas europeas.
 
Y hoy, como decíamos más arriba, se inicia la temporada de resultados, que no se presenta muy buena, pero…
 
Es realmente muy bueno el trabajo que publicó hace unos años la firma FACSET a través de sus analistas Jean Luc Buchalet y Pierre Sabatier en un número de "The Outlook".
 
En el mismo estudiaron si hay alguna correlación y hasta qué punto en la evolución de las bolsas en función de las revisiones de los resultados empresariales. Porque una cosa es lo que decimos un poco de oídas, se revisan los beneficios esperados al alza, más subidas en las bolsas, se revisan a la baja pues pensamos que vienen las caídas. Y ojo porque en la realidad no es exactamente así y de hecho los resultados son bastante sorprendentes.
 
1- En EEUU no hay correlación alguna.
 
Como lo oyen. A mí no me sorprende porque si recuerdan publiqué una estadística hace dos años y pico en las que se veía que las bolsas de EEUU, a pesar de lo que todo el mundo cree, tienen mucha más correlación con la inflación que con los resultados. En concreto, desde 1997 la correlación entre las revisiones de beneficios y la cotización del SP 500 es de 13,5%; es decir, no hay correlación alguna, por raro que nos parezca.
 
2- En cambio, en Europa sí hay muchísima correlación, tenemos un coeficiente desde 1997 del 70%, tanto en el índice amplio Eurostoxx 600 como en el Eurostoxx 50, y esa es muchísima correlación.
 
¿Qué nos dice este estudio de FacSet? Pues que las bolsas europeas, a diferencia de las de EEUU que son muy complicadas y cotizan una amalgama de factores muy grande además de los resultados, son más sencillas para el análisis y en ellas los resultados siguen siendo, como pensaría la ortodoxia clásica, un factor vital que puede anticiparnos lo que va a pasar.