Bueno, está claro que Putín, no va a dejar tener algo de vacaciones finalmente…

 

La sesión se iniciaba muy plana y muy tranquila con los operadores a la espera de lo que tenga que decir Blancayellen y los siete fednanitos, en la comparecencia en la cumbre de banqueros centrales de Jackson Hole. Inicialmente no se espera nada demasiado peligroso, pero algunos operadores temen que después de lo que se vio en la última lectura de actas de la FED haya algún susto que otro.

 

Pero de repente a media mañana aparecía, un viejo conocido de Europa…el papelón…

 

De nuevo ventas agresivas, de nuevo iniciadas en el Dax.

 

¿El motivo? Que la crisis de Ucrania parece que va para rato. Ahora el último incidente que asustaba a los mercados, era el hecho de que 90 camiones rusos se saltaban la frontera ucraniana, para llevar ayuda “humanitaria” a la misma población que está sufriendo por su culpa y por sus sueños de la URSS.

 

A mí me da mucha pena esto, ya saben que por mi labor en una ONG he estado mucho en Ucrania, y me he relacionado mucho con la gente, y esto es horrible. Eran ciudades como cualquiera de las nuestras, con gente con similares quehaceres y costumbres, y ahora ves a señoras con su carrito de la compra muertas en el suelo.

 

Bueno, volviendo a los mercados, las bolsas se han vuelto a asustar. Esto no parece tener buen arreglo. Ucrania ha dicho que era una invasión de Ucrania, y la propia Cruz Roja decía que los rusos se habían saltado los acuerdos a la torera. Rusia alegaba que se habían cansado de esperar una autorización que no llegaba.

 

Toda esta historia es importante, pero también se ha dado en unos niveles técnicos que eran muy proclives a favorecer el papelón.

 

Vean por ejemplo donde ha aparecido el papel en el gráfico del Eurostoxx.





Esa línea roja es la media de 200, y ya saben como se las gasta este nivel cuando se intenta pasar a las primeras de cambio. Además reforzada por el retroceso de Fibonacci del 38,2% de toda la bajada anterior.

 

Y no es el único nivel de resistencia muy fuerte que por fin se encuentra la subida en su camino, lo que más preocupa a los operadores es el 2.000 del futuro del Mini S&P 500, resistencia más difícil aún por lo que tiene de psicológica, y que puede costar mucho subir.

 

Wall Street y sus subidas contra todo pronóstico de los últimos días, han sido el alma del rebote en Europa. Y ahora a EEUU se le acabó la subida cómoda. Además de ser un nivel difícil es que se llega en un estado de sobrecompra realmente extremo.

 

Uno de los mejores indicadores que hay para hacerse una idea correcta de la sobrecompra de un mercado es usar la línea Avance/Descenso de 10 días en EEUU.

 

Pues bien, esta línea en el S&P 500, está ahora en el nivel más alto del año, nunca hubo en todo el año tanto sobrecompra técnica. Se le acerca mucho, el nivel a que llegó este indicador, según datos de Bespoke en febrero.

 

Cuando llegó a ese nivel parecido de sobrecompra al que tiene ahora en febrero, se metió en un aburrido lateral del que no salió hasta junio.

 

Los operadores temen que ahora pueda pasar lo mismo, en el mejor de los casos, al combinar sobrecompra extrema con resistencia psicológica.

 

Tampoco se olvida que el PER del S&P es de 18, el del Nasdaq de más de 44, y el PER del S&P 500 de Shiller está en 26,56.

 

Vean en esta cita de Reuters, en su crónica principal de la sesión europea matinal, como todo este tema de resistencias en Europa, está siendo claro motivo de preocupación

 

"European indexes are halted by big resistance levels. At this point, investors should think about hedging their portfolios, even if the U.S. market continues to rally," Aurel BGC chartist Gerard Sagnier said.

The euro zone's blue-chip Euro STOXX 50 .STOXX50E index was down 0.8 percent at 3,100.30 points. In the first minutes of trading, the index tested a key resistance level representing its 200-day moving average, before falling back.