Parece que vamos a encarar la semana que viene mejores condiciones que como la empezamos, ya que los mínimos de la sesión de ayer en todos los futuros sobre índices más importantes, tanto en Europa como de Estados Unidos, se están respetando, por lo que están colocadas y en uso todas esas muestras de interés comprador con repunte de volumen. Seguiremos bajo esa influencia positiva mientras no perdamos los mínimos de ayer.

El mercado de divisas en el muy corto plazo se ha más o menos estabilizado, revertiendo algo los movimientos que han predominado durante las últimas semanas, pero en cierta manera no suponen ningún alivio porque el miedo es palpable a que el dólar continúe su tendencia alcista y no pare en bastante tiempo, tal como hemos visto en el artículo de situación intradía.
 
A destacar que el parón en la recuperación del euro ha vuelto a asustar y las materias primas vuelven a tener otra vez problemas con el crudo a la cabeza desplomándose cerca de -3% el de referencia en EEUU, olvidándose del repunte generado por la tensión en Yemen, otro factor que tiene un potencial de daño enorme en todos los aspectos.
 
Los problemas en las materias primas se trasladan inmediatamente al mercado y en estos momentos en Europa los dos únicos súper sectores que están en negativo son el de petroleras perdiendo -0,38% y el de recursos básicos desplomándose -2,08%.
 
Los mejores del día son los de cuidados de la salud subiendo 1,8% seguido de viajes y ocio con 1,56% y las tecnológicas 0,95%.
 
Lufthansa respira al saber los verdaderos motivos por los que tuvo el accidente su filial de bajo coste y los inversores han calmado su furia bajista, aunque está en negativo.
 
Las tecnológicas también mejoran 0,96% al ver que el Nasdaq continúa las mejoras de ayer.
 
Sin embargo, aunque parece que respiramos, lo hacemos con dificultad, ya que EEUU apenas se está moviendo y estamos a muy poca distancia de los mínimos de ayer, por lo que los soportes están aguantando casi sin respirar para no provocar nada.
 
Dentro del SP 500, ya tenemos a la mayoría de los SPDR en positivo y los únicos que están en negativo son el de energía perdiendo -0,69% y el de tecnológicas -0,07%.
 
Al igual que en Europa, cuidados de la salud está subiendo 1,02% seguido de las utilities con 0,92% y el consumo discrecional 0,6%.
 
Con las muestras de interés comprador en el día de ayer, y los soportes más o menos aguantando, parece que los inversores dan por cerrada ya la semana posterior al vencimiento y de debilidad, esperando a nuevos eventos la semana que viene como el comienzo de las vacaciones.