Esta Utility está teniendo serios problemas en el día de hoy, acercándose las pérdidas al -10% tras haber presentado unos resultados en donde para todo el año 2015 tiene pérdidas netas de 200 millones de euros, cuando se esperaban beneficios de 1160.
 
La cuestión no para ahí, porque todo el mundo esperaba para 2015 un dividendo de 0,61 € pero la compañía lo ha cancelado por las devaluaciones que ha tenido que realizar en plantas tanto de Reino Unido como de Alemania por valor de 2100 millones de euros. Las acciones preferentes se libran de la cancelación del dividendo y tendrán 0,13 € por acción.
 
Siguiendo con las cifras, el resultado operativo de 2015 es de 3800 millones de euros y unos ingresos netos ajustados de 1100 millones.
 
Para 2016 espera un resultado operativo de 2800 a 3100 millones con un EBITDA en el rango de 5200 a 5500 millones de euros y unos ingresos netos ajustados de 500 a 700 millones de euros.
 
El objetivo del plan tanto de eficiencia como de mejora de 2500 millones de euros se conseguirá en 2018.