Es el principal lastre del súper sector de automoción y recambios con un descenso del 3% tras presentar unos resultados que no han gustado nada.
Con la recuperación económica en Europa, lo que el mercado quiere ver es que los beneficios empresariales empiezan a mejorar debido un incremento de la demanda, y no precisamente por los constantes esfuerzos de optimización.

La marca del rombo ha presentado unos beneficios operativos de 729 millones de euros, mejor de lo esperado por el mercado que eran 717 millones. Las ventas caen -3% hasta los 19.820 millones de euros, peor de lo esperado que eran 20.869.

Los inventarios aumentan hasta los 158,000 U desde los 100,000 del año pasado y es Dacia, la marca de bajo coste, la que lo está haciendo francamente bien en Europa.

En resumidas cuentas, la mejora de los beneficios ha sido el principal pilar de la mejora de los resultados pero sigue habiendo problemas de demanda.

Es el principal problema del súper sector de automoción y recambios y el peor de la bolsa francesa