Las autoridades chinas, los anfitriones, ayer dejaron clara su posición.
Aquí tienen un resumen de lo escuchado:

*       Ministro de finanzas
o       Hay riesgos de desaceleración económica mundial
o       No se puede descansar el peso de la política económica en la monetaria y fiscal sólo; es importante coordinar esfuerzos con reformas
o       China tiene margen para más déficit público
o       China evitará crisis sistémicas financieras
o       China se enfrentará a los retos pendientes, comunicación al mercado
o       China entiende los efectos de su país y de USA   al resto de países
o       China llevará a cabo de reformas para hacer el mercado de Yuan más profundo y mejorar su flotación
o       China busca la estabilidad de su moneda

*       Gobernador del Banco Central
o       El consumo será el motor de crecimiento
o       La demanda de crudo de China aumentará, también de otras commodities
o       Seguirán tomando medidas para hacer el Yuan más flexible...enfocar su cambio frente a una cesta de monedas
o       La política monetaria es independiente, puede controlar los tipos de interés
o       Se mantendrá el equilibrio entre reformas y estabilidad

En definitiva, una combinación de reformas estructurales y política fiscal expansiva: esta será probablemente la recomendación que surja del G20. Naturalmente, bajo un escenario de política monetaria expansiva pero buscando que sea coordinada de forma que no produzca tensiones e inestabilidad en los mercados (y especialmente de divisas).
¿Una recomendación realista? Lo es, pero también muy difícil de ejecutar.

Soñemos con que realmente el Mundo encuentra un camino para lograr todo lo anterior.
¿Cómo lo tomarían los mercados? bolsas al alza, activos de emergentes al alza, commodities al alza y tipos de interés al alza. ¿Divisas? El USD al alza, de forma moderada.
Es sólo un sueño. Pero, ya lo saben, en ocasiones los sueños se hacen realidad. Especialmente si se trabaja con ahínco en lograrlo.

José Luis Martínez Campuzano
Estratega de Citi en España