El PMI de servicios de España baja de 56,5 a 55,7. Los nuevos pedidos subida fuerte, pero el empleo muy modesto. Van ya siete meses por encima de 50 que muestra expansión.