Vean en el gráfico a días el movimiento.


Primero tenemos la pérdida de la directriz alcista en marzo que nos metió en sobreventa. Después tenemos tres muestras de interés comprador para generar una especie de doble suelo que tuvo una breve parada en los mínimos de enero para slagar después. El máximo del mes está clavado en la directriz alcista anterior que se confirma como resistencia. Las ventas nos presionan hasta parar justo en el soporte anterior, que es la antigua resistencia de los mínimos de enero.