De momento los inversores no ven peligro para Rusia pero sí lo ven mal para Ucrania, como pueden ver en la tabla de índices aquí de Bloomberg.   
rusia ucrania