El primero es el más obvio, la ampliación de capital del Banco Popular ha desplomado la acción más del 20% y el miedo a ver más acciones de este tipo en bancos similares ha esparcido el miedo a la banca de la periferia, y si miran en la tabla adjunta verán que hay miedo en bancos débiles de Reino Unido, y también tanto en Italia como en España:
 
 
Banco Santander, S.A.-0.10 (-2.23%)
Banco Bilbao Vizcaya...-0.11 (-1.87%)
Bankia SA-0.026 (-3.13%)
Banco Popular Espanol SA-0.47 (-20.16%)
Bankinter SA-0.06 (-0.89%)
Banco de Sabadell SA-0.10 (-5.94%)
Barclays PLC-0.95 (-0.51%)
HSBC Holdings plc-0.70 (-0.16%)
Lloyds Banking Group PLC-0.28 (-0.38%)
Royal Bank of Scotland...-3.20 (-1.25%)
Standard Chartered PLC-10.10 (-1.82%)
BNP Paribas SA+0.21 (0.43%)
Credit Agricole SA-0.06 (-0.58%)
Societe Generale SA-0.14 (-0.38%)
Natixis SA-0.03 (-0.53%)
Intesa Sanpaolo SpA-0.01 (-0.59%)
Banca Popolare di Milano-0.018 (-3.27%)
Mediobanca Group-0.14 (-1.96%)
Banco Popolare Societa...-0.12 (-2.44%)
UniCredit SpA-0.14 (-4.47%)
COMMERZBANK AG-0.05 (-0.67%)
Deutsche Bank AG-0.05 (-0.31%)

 
Ya saben que el sector bancario afronta retos muy importantes como un modelo de negocio con muchas dudas, la adaptación tecnológica y la presión de los márgenes por la política monetaria del Banco Central Europeo. Aunque hay bancos que a los grandes depositantes han empezado a trasladar los tipos negativos, todavía no hay seguridad en que se atrevan a presionar de esa manera a los ahorradores más pequeños, pero nadie está seguro porque es una manera de contraatacar la política del Banco Central Europeo dañando la economía real.
 
Sin embargo, hay otro factor y que está dentro del gráfico semanal del super sector bancario. Si se fijan en el gráfico adjunto verán una directriz alcista que es la que viene desde los mínimos de la recuperación en 2009. Se puede apreciar perfectamente que estamos por debajo del 38,2% del retroceso de la bajada desde los máximos de 2015 y los últimos meses, durante el año en curso, estamos en una especie de triángulo o gallardete invertido, así que los vaivenes dentro de los dos límites tanto de resistencia como de soporte en la figura, son otro de los puntos a favor de los movimientos que hemos tenido últimamente. El aumento de las perspectivas de subidas de tipos por la Reserva Federal ha sido capitalizado muy bien por el sector bancario porque es una oportunidad para subir los márgenes en el corto plazo y eso ha ayudado que tengamos el bandazo que va desde la parte baja de la figura hasta la parte alta. En estos momentos el súper sector bancario está descendiendo -1,22% y se sitúa en 153,8 puntos, lo que nos deja exactamente por debajo de la directriz bajista, así que tenemos un factor técnico que también se añade a la ampliación de capital de Popular.

bankss