La alegría por los TLTRO del BCE, que se tomaron como un alivio para luchar contra la presión en los márgenes por los bajos tipos, se está esfumando. 

La cosa empezó como un descenso ordenado y tranquilo, algo que puede casar con un desarrollo de una bandera, pero al tratarse de resistencias importantes en Santander y BBVA en gráficos de días, las ventas han ido a más y hoy se están excediendo perdiendo niveles importantes como números redondos en estos dos bancos, así que el nerviosismo con esa posible bandera está creciendo. Pero claro, el dato de mañana en EEUU nos va a mover, así que ojo con lo que pueda pasar, desde más pérdidas a posibles figuras alcistas:

 
bancosibex