Ayer mejoraron mucho con el BCE, pero cerraron lejos de máximos. Draghi contestó una pregunta acerca de los efectos negativos en los márgenes de los bancos y él se limitó a decir “que se las apañen”, pues hizo referencia explícita a que los bancos con hipotecas al Euribor lo van a pasar mal pero los fijos mejor, y dejó encima de la mesa que los que tengan los diferenciales más altos en las hipotecas podrían capear la situación mejor… pero claro, en un país como España, con la economía y bajos salarios, las hipotecas con diferenciales altos es una trampa mortal para el futuro, como demostró la crisis, así que van a tener que seguir pensando por sí solos cómo encontrar dinero. Por eso, debemos seguir teniendo cautela porque la pelota está en el tejado de los bancos y quizá ver que el BCE ha hablado de no bajar más los tipos les hace retener la confianza de los inversores.

De momento todos suben pero todavía no superan la mayoría los máximos de ayer y eso es lo que preocupa de momento:

 
bancosibex