Ahora mismo el valor está casi descendiendo un 3%, pero eso no implica que no debamos prestar atención a lo que está haciendo durante este comienzo de 2016.
 
Si se fijan primero, verán el gráfico a días y cómo se ha desplomado este comienzo de año hasta alcanzar una sobreventa que se ha ido reduciendo poco a poco hasta salir de ella notablemente manteniendo una tendencia alcista de todos los mínimos del RSI. Esta mejora ha venido acompañada de una recuperación también en el precio con una especie de doble suelo, o intento de esta figura, en la zona del euro de cotización, lo que nos ha llevado a subir otra vez y estar dejando una especie de hombro cabeza hombro invertido que tendría una línea clavicular ligeramente descendente pero una clara zona de resistencias entre el 1,3 y el 1,28.
 
liber

 
Tomando como punto de referencia esa línea clavicular, pasamos al gráfico de semanas para intentar ver algo más ampliamente la situación, y lo que vemos es que tenemos una resistencia clara situada en los mínimos de 2015 en donde estaría el 38,2% del retroceso de toda la bajada desde los máximos del año pasado hasta los mínimos del año en curso. Además, si tomamos como referencia los máximos del último trimestre del año pasado, ese mismo retroceso nos dejaría en la zona donde tenemos la clavicular de la posible figura que hemos visto en el gráfico a días, por lo que debemos seguir muy atentos. Como punto de apoyo, en el gráfico a semanas tenemos la directriz bajista del RSI que viene desde los máximos de 2014 en este indicador, así que mientras no se supere, debemos tener mucha cautela.

liber2